Terrorismo y Narcotráfico: FUERZAS ARMADAS ¿PARA QUÉ?

Share

 

El uso de las Fuerzas Armadas en la lucha contra el terriorismo.

 

En los cuarteles ven con reticencia la idea del Gobierno de utilizar las Fuerzas Armadas contra el terrorismo y el narco

Nota de Infobae

Los planes del Gobierno de que las Fuerzas Armadas participen de tareas relacionadas con la lucha contra el narcotráfico y el terrorismo, dados a conocer este domingo por Infobae, agitarán las aguas dentro y fuera de los cuarteles.

Un sondeo entre los uniformados sobre la iniciativa del macrismo permite apreciar posturas contrapuestas con argumentos diversos. Bajo presupuesto, entrenamiento debajo del estándar deseado, material obsoleto -cuando no inoperable-, éxodo de personal a la aviación comercial, marina mercante o hacía la nueva fuerza policial de la ciudad de Buenos Aires resultan por estos días moneda corriente en las filas de la Ejército, la Armada y la Fuerza Aérea.

La noticia difundida por Infobae -una discusión que, cada tanto, la política “amaga” con dar- es materia corriente de debate en los casinos militares desde hace tiempo. Más allá de que el poder político dio señales de que nada se hará sin las modificaciones legales correspondientes, la “pesada herencia” de los 70 aún resuena con fuerza puertas adentro de las unidades castrenses.
No puedo dejar de pensar en tantos camaradas que teniendo muy baja jerarquía, hoy purgan penas por haber cumplido órdenes que parecían legales en su momento y que luego fueron consideras ilegítimas por parte de la Justicia, llevando al banquillo tanto a jerarcas como a sus subordinados”, sostuvo un oficial superior en situación de retiro en diálogo con este medio y agregó: “Se deberán modificar desde resoluciones ministeriales hasta leyes, por ejemplo la que determina que las FFAA solo deben intervenir ante agresiones extranjeras de carácter estatal”.

En el mismo sentido, un oficial naval en actividad se preguntó: “¿Qué pasaría si llegado el caso de actuar en el terreno frente a una banda narco, en mediano o largo plazo algún juez considera que hubo un exceso o que no se respetaron las garantías de los detenidos?”. Además, sostuvo que de ningún modo se sentía capacitado para realizar tareas policiales.

La sociedad debe ser informada, esclarecida y si es necesario tomar activa participación en la decisión de cuál debería ser el nuevo rol de sus fuerzas armadas. El mundo cambió, toda la región excepto Uruguay emplea a sus militares como complemento de la labor policial en materia de delitos complejos o de terrorismo”, dijo un oficial de la Fuerza Aérea en actividad.
En el pasado, algunas fuerzas policiales estuvieron sometidas al poder militar: hasta el advenimiento de la democracia en 1983, la Gendarmería dependía del Ejército, la Prefectura Naval de la Armada y la Policía Aeronáutica de la Fuerza Aérea. Ninguno de los oficiales consultados se atrevió a anticipar cómo podría funcionar una operación conjunta en la que el personal policial esté al mando y los militares cumpliendo órdenes, aunque un coronel consultado aseguró: “Deberemos guardar el orgullo para otro momento”.

Entre los consultados hubo consenso respecto de que la cada vez más frecuente interacción de las fuerzas con el resto de la sociedad solo depara muestras de aprobación y apoyo hacia los uniformados. Desde los dos últimos desfiles militares en Av. Libertador, hasta las diversas jornadas de puertas abiertas que sobre todo realiza la Armada, hasta la ayuda en situaciones de emergencia, las actividades se realizan en un marco de aceptación y cordialidad con la sociedad civil. Aunque, claro, “esto es otra cosa”, se apuran a aclarar.
Las fuentes consultadas destacaron la necesidad de fijar muy severamente los límites: “Intervendremos en el narcotráfico… ¿Quién define el volumen de tráfico que nos habilitará a actuar? ¿Es lo mismo el narcomenudeo, el dealer o el traficante mayor?“, preguntó un oficial de la Marina. “Nosotros nos formamos en instituciones donde la droga era malapalabra y causal de expulsión. Hoy convivimos con ella en los cuarteles”, añadió otro. La misma pregunta se hizo un almirante consultado: “¿Qué entendemos por terrorismo? ¿La quema de vehículos frente al Ministerio de Seguridad bonaerense, las revueltas Mapuches o la amenaza de ISIS?”.

Otro de los temas que generan reticencia tiene relación a la necesidad de la actuación “interagencia”, “algo en lo que no tememos mucha experiencia”, señalan.
Dejamos de ser funcionarios públicos para ser empleados públicos. No se nos consulta prácticamente para nada de lo que tiene que ver con nuestra profesión, venimos de años de poca actividad, poca iniciativa, poco pensamiento estratégico, ausencia en todo tipo de foros, en fin de ser poco menos que mala palabra”, sostiene otro almirante en actividad.
Fuentes de defensa consultadas manifestaron su acuerdo con la segura controversia que esta iniciativa puede traer aparejada, pero saludaron la posibilidad de instalar el debate: “nada podrá hacerse sin generar previamente un amplio consenso en la materia”.

En ese sentido, existe un antecedente: la nunca tratada “Ley de Derribo” también fue objeto de consulta a pilotos de la Fuerza Aérea. En aquella oportunidad, por abrumadora mayoría los uniformados manifestaron severísimos reparos a la iniciativa, pues para un militar derribar a un civil desarmado lo aleja de su razón de ser y lo expondría a una eventual situación judicial muy delicada.
En los último años, la determinación de la supuesta ausencia de hipótesis de conflicto vació de contenido buena parte de la razón de ser de las Fuerzas Armadas. Las misiones de paz, bajo el patrocinio de Naciones Unidas, la ayuda en tareas sociales o ante catástrofes naturales, la actividad antártica y algunas tareas subsidiarias a la seguridad son los pilares en los que se apoya el grueso del personal militar en actividad. Mientras que la Armada mantiene cierta presencia en temas relacionados con la salvaguarda de la vida humana en el mar, la formación y titulación de Marinos Mercantes y un papel complementario en el control de la pesca ilegal, la Fuerza Aérea perdió hace años el control de la Aviación civil y comercial y su potencial aéreo ha quedado reducido a una mínima expresión. Del mismo modo, al Ejército le ha costado encontrar una función en tiempos de democracia, por las limitaciones impuestas por la Ley de Seguridad Interior.
En la actualidad, el 90% del presupuesto militar de $ 150.000.000.000 anuales se destina al pago de salarios y el 10% restante se reparte en gastos corrientes de funcionamiento de las dependencias militares, mantenimiento edilicio y medios operativos. “Lo que queda para operación militar y reequipamiento es exiguo“, explicaron desde el Ministerio de Defensa.

El ministro Oscar Aguad -reemplazante de Julio Martínez- pretende llevar a cabo una reestructuración militar que consiga redimensionarlas, prescindiendo no sólo del personal “pasado de antigüedad” sino además con una gran cantidad de retirados vueltos al servicio, nombramientos docentes que enmascaran agentes realizando tareas administrativas e incluso el eventual cierre de unidades no funcionales y reagrupamiento de otras.

LAS FF AA  ¿Para qué?

Que nadie se haga ilusiones de que la simple ausencia de guerra sea sinónimo de una PAZ verdadera, si no viene acompañada de equidad, verdad, justicia, y de solidaridad.  SS Juan Pablo II (1980).
Si quieres la paz, prepárate para la guerra. Pero no olvides ver toda la realidad, o la perderás.  Sung Tzu (500 a C).
Introducción
Infobae dio a conocer 27 Ago 2017 la reunión que habrían mantenido los ministros de Seguridad y Defensa, con el jefe de Gabinete y el presidente Macri.
http://www.infobae.com/politica/2017/08/27/en-los-cuarteles-ven-con-reticencia-la-idea-del-gobierno-de-utilizar-las-fuerzas-armadas-contra-el-terrorismo-y-el-narco/
Esta opinión tiende a colaborar en dicha tarea para que se comprenda que aun tomando una decisión inmediata, el resultado óptimo se obtendría en varios años. Pero es necesario comprender que es muy necesario hacerlo de inmediato porque hoy no tenemos nada profundo ni serio, salvo “los buenos deseos”. Estamos desorganizados, en favor de la antipatria.
Antes de formular sugerencia  alguna recordaremos sucesos de nuestro pasado muy cercano que sirvieron para cometer los errores que hoy deben corregirse con profundidad, seriedad y con visión de futuro, pero jamás para vengarse, pero sí para superar esos errores y para obtener lo que toda Política debe  lograr: construir nuestro Bien Común sobre bases sólidas, y dentro de la CN, pero  jamás por intereses exclusivamente partidarios.
 
  1. Los ASPECTOS LEGALES son los más importantes y prioritarios a establecer con el consenso de la mayoría. La incorporación de las FFAA a la política nacional, y en particular en la lucha contra el Narcoterrorismo impone una legislación adecuada a los tiempos presentes y futuros que en este momento no existe en el País.
Las pocas que existían han sido derogadas o modificadas, por citar algunas de ellas:
1)  El presidente Cámpora en Mayo de 1973 derogó el Fuero Anti Subversivo y todo el cuerpo legal que lo conformaba. Hoy continúa la misma situación legal.
2) En Ene 1974, cuando el primer ataque subversivo al cuartel de Azul, el presidente constitucional Juan D Perón ordenó el aniquilamiento de los subversivos. En esas mismas condiciones, en Dic 1974 se estableció por Decreto de María Estela Martínez de Perón, entonces Presidente Constitucional, el inicio de las operaciones antisubversivas en la Provincia de Tucumán. En esas mismas condiciones legales, por otro Decreto de mediados de 1975 de la misma Presidente constitucional, se extendió la lucha antisubversiva a todo el país. Pero no se repuso el cuerpo legal correspondiente para esas tareas.
3) En Ene 1984 se derogó el Código de Justicia Militar y se dictaron nuevas leyes de Defensa Nacional. El conjunto de lo disponible hoy, no conforma actualmente de ninguna manera, una política de estado útil ni eficiente ni conveniente para el tema Defensa Nacional, y dentro de ella, la lucha Anti Narco Terrorismo, que se desea analizar para el futuro cercano.
4)  En 2003 se “suprimieron” (no se derogaron) indultos vigentes durante los periodos presidenciales  de Alfonsín y de Menem, declarando inconstitucional solamente lo referente a las FF AA y FF SS, pero se mantuvieron los indultos relacionados con el personal subversivo por los mismos hechos.
Jamás existieron dos verdades para un mismo hecho y en el mismo documento jurídico. A los subversivos no se los juzgó jamás, pero sí se los premió política y económicamente por similares hechos y crímenes.
Recordar además que No Es un acto de JUSTICIA juzgar a cualquier criminal por fuera de la CN, como sucede en  nuestro país solamente para los militares y no para los verdaderos criminales que voluntariamente fueron entrenados en el exterior, financiados con sus robos y extorsiones, y atentaron contra las autoridades nacionales legalmente constituidas (Juan D. Perón y Estela M. de Perón) y hoy les dan el titulo de “demócratas”.
5)  El fuero penal civil empleado desde 2004 en nuestro país, no es útil ni eficiente para el campo específico militar. Tampoco lo es en el resto de los países del mundo. Es impropio.
Asociaciones de abogados argentinos desde hace más de una década hablan públicamente de “jueces prevaricadores”. El Dr Sebastián Soler enseñaba en la Universidad  Argentina, que el prevaricato consiste en hacer pasar como del derecho, algo que positivamente no lo es.
6)  Según las leyes vigentes, las FF AA tienen prohibido actuar dentro de nuestro país en operacio- nes militares y de inteligencia, de cualquier naturaleza.
Pero desde hace 70 años todas las guerras han sido de carácter interno. Nuestras leyes van de contramano con la realidad mundial.  EE UU, Inglaterra, Francia, Rusia, China, etc ven la realidad en otra forma, o ¿nos copiarán por nuestra seriedad y estrategias?
7) El Estado Argentino no ha reconocido jurídicamente hasta la fecha a ninguna de las innumerables víctimas inocentes (todos civiles) de los múltiples hechos producidos por el terrorismo con sus ataques y bombas, desde 1965 a 1980. Es evidente que el problema no está visto ni analizado integralmente. ¿Nos conviene seguir así?
Proposiciones relacionadas con Aspectos legales
  • Es necesario contar cuanto antes con una política de estado sobre las funciones, el empleo, y responsabilidades de las FF AA dentro de nuestro marco constitucional actual, sin mezquindades políticas ni ideología partidaria alguna. Todos los argentinos dentro y para la misma CN. Nadie por fuera.
  • Se debe reinstalar una Justicia Militar y su correspondiente Código de Justicia Militar, como los tienen todos los países del primer mundo para sus FF AA, que les permiten actuar dentro y fuera de su país, porque el enemigo puede ser interno y/o externo, simultáneamente o no.  Hoy los pensadores filo comunistas de nuestro país nos exponen que deseamos una reestructuración de las FF AA para favorecer a la plutocracia argentina, pero nos ofrecen su accionar decidido en favor del caso de los Mapuches en el sur argentino, de apoyo a Venezuela, etc. ¿Eso es “cumplir” con la CN?
3) Reorganizar cuanto antes las tareas de inteligencia (para el marco internacional y nacional), integrando las partes nacionales y/o provinciales, con personal que satisfaga las condiciones de idoneidad que determina nuestra CN (Art 16), con fines concurrentes para el total cumplimiento de las nuevas  leyes de la Defensa Nacional.  Sólo se puede saber la verdadera Verdad, si es elaborada por gente competente, no por aprendices de brujos o comentaristas de TV.
  1. DOCTRINA
1)  Luego que se cuente con todo lo necesario legalmente para nuestra Defensa Nacional, y en particular, para luchar contra el Narcoterrorismo, se puede comenzar en las 3 FF AA con la elaboración de la doctrina militar correspondiente a cada una de ellas, y a la doctrina de su empleo conjunto, de acuerdo a las normas legales establecidas.
2)  No bien se disponga casi un 50% de la doctrina elaborada y aprobada por el PEN, recién se podrá disponer de los elementos de juicio sólidos para iniciar los estudios para el Equipamiento militar más conveniente y necesario para sus operaciones.
  1. ADIESTRAMIENTO
1). El adiestramiento permitirá no solo incorporar el conocimiento de los nuevos materiales y equipos sino también las nuevas formas de operaciones que este tipo de lucha establecieron, y las nuevas formas de lucha que habrán de introducir en el futuro, a no dudarlo.
2)  Las FFAA deberán capacitarse específicamente, conjuntas y combinadas.
3)  No olvidar:
  1. a) que nuestras FF AA están equipadas para una guerra convencional de hace 50 años, y el 65 % de su equipamiento no sirve para acciones anti narco, ni anti terrorismo ni anti nuclear.
  2. b) Las FF AA no están preparadas ni tienen vocación para la protección de fronteras en forma permanente.
  3. c) que el 80 % de la lucha contra el enemigo narcoterrorista requiere gran eficiencia de los organismos de inteligencia especializada, desde mucho tiempo antes del inicio de cualquier operación.
  4. RESPALDO TÉCNICO
La DGFM pertenece a otra época, totalmente superada. Debe ser disuelta totalmente, y considerar que los nuevos equipos que fueren necesarios, en su gran mayoría podrían ser diseñados y producidos en nuestro país con alta eficiencia, pero jamás por una empresa estatal, por la baja calidad y los altos costos de los productos elaborados según ese sistema (influido política y sindicalmente, y lo más importante, siempre está atrasado tecnológicamente).
Recordar: Una gran democracia debe progresar o pronto dejará de ser grande, o de ser una democracia. F.D. Roosvelt (EE UU, 1929, cuando la “gran depresión” económica).
  1. FINALMENTE:
1) Dejamos en claro que nunca las FF AA tuvieron miedo de ser empleadas en las luchas que fueren necesarias por y para nuestra patria. Los oficiales, los suboficiales y los soldados siempre hemos salido del pueblo argentino, y para el servicio fijado en la CN, a pesar de sus errores en las participaciones políticas (pedidos y alentados siempre por sectores políticos, económicos y financieros locales).
También recordemos que las cláusulas de los DD HH, levantadas como “bandera” en realidad permitió conformar un gran negocio monetario para todos sus participantes (Jueces, fiscales, testigos y  público  pertenecientes al equipo ideológico de Hebe de Bonafini, Kunkel y otros). Todo eso ha estado muy lejos de la Justicia, de la Verdad y de la Constitución. Y aún lo está hoy. Falta limpiar la casa.
El tema actual de la resistencia militar para actuar hoy en el nuevo campo es ético–moral, no es financiero ni político ni de equipamiento. Lo que desean es no ser nuevamente traicionadas por los equipos de políticos como el “chivo emisario” de sus errores y mezquindades, aprovechando la falta de una legislación adecuada, que marque claramente el campo legal para todos.
La desorganización legal es mayúscula en nuestro país, desde hace varias décadas.
2) Los autores del presente trabajo esperan haber podido mostrar los temas más importantes que intervienen en la consideración del Tema Militar, y esperan haber podido ser útiles para iniciar la formación de valores razonables para nuestro progreso hacia el Bien Común, con la Verdad y la Realidad, y, como todos lo deseamos: hacia una sociedad madura y dentro de la Constitución Nacional.
3) Se agrega el Anexo 1 como recordatorio de conceptos básicos aún vigentes en el mundo, no solamente en nuestro país.

 

                        Fdo                                                                                          Fdo
        GUSTAVO LUIS DE BIANCHETTI                GUILLERMO GUSTAVO LÓPEZ
           Cnl (R) OIM – DNI 4.813.318                        Cnl (R) OEM – DNI 8.604.981

 

 

 

ANEXO 1

La Defensa Nacional son las actividades, los estudios y las  previsiones políticas que desarrollan los estados  modernos desde el más alto nivel político del mismo, para prever, evitar y/o rechazar los ataques políticos, científicos, económicos y/o militares que eventualmente pudieran realizar otros estados (cercanos o lejanos);  y además, en el marco interior del país, de las amenazas que puedan venir desde  diferentes grupos de poder como los grupos de terroristas y/o de narcotraficantes, de empresas transnacionales con ambiciones de poder, de movimientos sociales con intereses ideológicos, y, de organizaciones no gubernamentales diversas con fines disolventes (opuestos  a nuestra CN).
Las actividades mencionadas precedentemente están relacionadas entre sí por los estudios para el empleo de la totalidad de los recursos disponibles del país: sus fuerzas morales (proporcionadas  en las familias, las religiones, las escuelas y/o centros educativos, no en los comités políticos); las fuerzas armadas, las fuerzas económicas, la investigación y los desarrollos de punta; la obtención de las materias primas estratégicas y de alimentos; y, de la ocupación del territorio.
Esos estudios reciben el nombre de Políticas de Estado al conjunto de valores que organizan una cierta actividad (o varias) desde el más alto nivel político del país. Estudios semejantes se llaman Hipótesis de Conflictos, pero dentro de un ámbito político – militar, comprendido en el anterior.
Todo lo precedentemente mencionado, está previsto en nuestra CN en el artículo 75 incisos 18 y 19, desde el año 1853 a la fecha, redactados como “aquellos objetivos básicos a lograr”.
¿Qué partido político argentino intentó hacer algo (desde 1910 a la fecha) para alcanzar esos objetivos?
Todos sabemos, que la suma de jugadores individuales no es suficiente mientras no conformen un equipo que los organice, y así, podrán acceder a los campeonatos de importancia.

 


PrisioneroEnArgentina.com

Noviembre 6, 2017



 

Tags: , , , ,

15 thoughts on “Terrorismo y Narcotráfico: FUERZAS ARMADAS ¿PARA QUÉ?”

  1. Alienta un poco, percibir que reaparecen inquietudes con respecto a este flagelo de la Humanidad que es el terrorismo. Pero me parece que muchas de estas sanas inquietudes se encierran en un circulo cerrado, que nos impone terminar hablando algo mas sobre lo mismo. Es urgente, en el mundo incitar a los pensadores que estudien no solo el terrorismo que vivieron, sino la existencia de éste desde que el ser humano se encuentra sobre la Tierra. Y esto nos impone a conformar el concepto en lo que da contenido esencial a lo que es el “terrorismo”. Y estudiar profundamente las causas que gestaron cada uno, sin anestesia. Y como lógica consecuencia que es lo que debe hacerse y qué no debe hacerse. En nuestro caso, parece que en Argentina desde 1983 está prohibido pensar sobre esto. Solo hablan integrantes de bandos que enaltecen las barbaridades que se hicieron y omiten señalar los errores que deben convertirse en enseñanzas. ¡Tamaña tarea! Carlos Españadero

    • Roberto Donaires
    • posted on November 7, 2017

    Tengo entendido que deberían (ejercito) modificar su reglamento

    • Roberto Dogge
    • posted on November 6, 2017

    Yo pregunto: Con que equipamiento las FFAA van a combatir este monstruo?

      • Hora
      • posted on November 7, 2017

      Pregunto lo mismo…

    1. Lo mismo me da vuelta en la cabeza.

    • Patricio
    • posted on November 6, 2017

    “A los terroristas que los juzgue Dios, …yo me encargo de mandarselos” Vladimir Putin ¿tiene razón o no?

    • Rodo Camacho
    • posted on November 6, 2017

    Nuestras FFAA nunca podran existir de la manera que los politicos conducen el pais con tanto descontrol

    • Diego Scalia
    • posted on November 6, 2017

    Si te gustan los deportes te presento un nuevo juego de fútbol con el que vamos a ganar dinero por jugar y divertirnos.
    Unite a la Liga Argentina aqui:
    https://goo.gl/vsbLgO

  2. Si existiera la mínima intención de salvar a la Nación desmembrada, no hay muchas opciones. Se repetirá lo de Balbin, ” no podemos hacer nada ” ( no recuerdo bien la frase ). Los políticos se lavan las manos. Que lo parió.

    • Esuardo Castello
    • posted on November 6, 2017

    Los mandan al muere. Los argentinos no aprendemos.

  3. Con nuestras leyes el ejército va kaput.

    1. Estimado Eduardo, no solo con nuestras leyes. Con nuestros políticos, con nuestro poder judicial, con la hipocresía y desagradecimiento de amplios sectores de la sociedad, con jefes que se escudan en sus subalternos cuando la mano viene mal, con nuestros empresarios y me debo olvidar alguna otra condición no favorable. Agradeciendo su permanente participación le hago llegar mis cordiales saludos. CLAUDIO KUSSMAN

    • Bethoveen
    • posted on November 6, 2017

    Y para que van a combatir al narcotráfico o al terrorismo si Zaffaroni y las mentes lavadas le van a hechar la culpa a la sociedad de que no le damos cabida a los delincuentes????

    • Mauro Leal
    • posted on November 6, 2017

    Mencionas la palabra “inteligencia” y los zurdos empiezan a encender las hogueras.

    • Mauro Leal
    • posted on November 6, 2017

    Vayan construyendo mas carceles para los soldados que combatan al terrorismo.

Comment

Su Opinión Aquí

%d bloggers like this: