Share

Las investigaciones muestran que una copa de vino ocasional tiene numerosos beneficios para la salud. Los polifenoles (resveratrol, antocianinas y catequinas) son los antioxidantes de más alto perfil que se encuentran en el vino y son muy promocionados por sus efectos sobre la salud.

Según una revisión publicada en Nutrients, el resveratrol, por ejemplo, “es activo en la prevención de enfermedades cardiovasculares al neutralizar los radicales libres de oxígeno y los radicales nitrogenados reactivos; penetra en la barrera hematoencefálica y, por tanto, protege el cerebro y las células nerviosas. También reduce la agregación plaquetaria y, por lo tanto, contrarresta la formación de coágulos sanguíneos o trombos “.

Aunque el resveratrol atrae la mayor parte de la atención con respecto a los fitoquímicos de interés para la salud que se encuentran en el vino, hay otros compuestos beneficiosos que se destacan. Los taninos son polifenoles no flavonoides que también disminuyen el riesgo de enfermedades crónicas. Los investigadores apenas están comenzando a descubrir la importancia de los taninos.

¿Qué son los taninos? Los taninos son polifenoles astringentes y se encuentran en diferentes partes de hierbas y plantas. Se caracterizan por ser taninos condensados ​​(es decir, no hidrolizables) o hidrolizables. Los taninos condensados ​​son más comunes en la naturaleza y se encuentran en legumbres, tallos, árboles y forrajes. Por otro lado, los taninos hidrolizables se encuentran en frutos, corteza, madera y vainas.

Además de las uvas, las frutas con alto contenido de taninos incluyen bayas, dátiles, granadas, manzanas, plátanos, melocotones y ciruelas. Junto con el vino, los taninos están bien representados en muchos de los alimentos y bebidas, incluidos el té, la cerveza, los helados y el chocolate.

Como se detalla en un artículo publicado en Toxin Reviews, los taninos ofrecen múltiples beneficios para la salud. Entre ellos, los taninos:

Disminuya el riesgo de diabetes al aumentar la absorción de glucosa y reducir el azúcar en sangre.

Fomente la cicatrización de heridas formando una cubierta protectora contra las bacterias. Las soluciones diluidas de taninos se utilizan para tratar úlceras cutáneas y lesiones debidas al dolor de garganta.

En forma condensada puede tratar alergias, incluida la rinitis alérgica, el asma y la neumonitis hipersensible.

Posee propiedades antiinflamatorias, antineoplásicas, antialérgicas y antihelmínticas.

Posee propiedades antihemorroidales y antidiarreicas.

Disminuye el riesgo de enfermedades cardíacas (las propiedades antioxidantes de los taninos previenen la oxidación del colesterol, que forma placas en los vasos sanguíneos). En su forma de proantocianidina, los taninos inhiben la producción de péptidos que provocan el endurecimiento de las arterias.

Posee varias propiedades antivirales. En particular, los del vino tinto inactivan el virus entérico, el virus del herpes simple, el poliovirus y más. Los taninos también luchan contra el VIH.

Presume de actividad antimicrobiana contra H. pylori, S. aureus, C. botulinum y más.

Tiene propiedades anticancerígenas, así como actividad antimutagénica frente a alfatoxina B, 2-aminofluoreno y benzo- (a) -pireno.

En una revisión publicada en Phytochemicals, los autores enfatizaron que los efectos anticancerígenos de los taninos están bien respaldados en la investigación. Los taninos facilitan diversas vías de señalización implicadas en la tumorigénesis.

Según los autores, “Los estudios in vivo e in vitro proporcionan evidencia de que los efectos anticancerígenos de varios taninos están mediados predominantemente por la regulación negativa de factores de transcripción, factores de crecimiento, quinasas receptoras y muchas moléculas oncogénicas”.

En una nota relacionada, los expertos señalan que los taninos tienen baja biodisponibilidad. Para volverse más biodisponible, la microbiota en el intestino juega un papel crucial, según los autores de una revisión publicada en Microorganisms.

“La hidrólisis de taninos mediada por la microbiota produce metabolitos altamente bioaccesibles, que se han estudiado ampliamente y explican la mayoría de los efectos sobre la salud atribuidos a los taninos”, escribieron los autores.

Aunque el resveratrol recibe la mayor parte de la atención por los beneficios para la salud del vino, los taninos y otros no flavonoides también contribuyen. La importancia de los taninos está surgiendo en la investigación, y quizás proporcione otra buena razón para beber vino, con moderación, por supuesto. Y para aquellos que no beben alcohol, los taninos también se encuentran en una variedad de otros alimentos y bebidas.

 


PrisioneroEnArgentina.com

Junio 1, 2021


 

6 thoughts on “Una razón más para beber vino”

    • Nano
    • posted on June 1, 2021

    los chochamo peronista no necesitan recomendaciones

    • GULA TEVEZ
    • posted on June 1, 2021

    ME CONVENCIERON, CHE

    • GABY ROJAS
    • posted on June 1, 2021

    QUIEN …. SE HA TOMADO TODO EL VINO

    • Anonymous
    • posted on June 1, 2021

    ◄ WORK AT HOME ►
    My last month paycheck was for 11000 dollars… All i did was simple online work from comfort at home for 3-4 hours/day that I got from this agency I discovered over the internet and they paid me for it 95 bucks every hour…. for more info visit any tab this site Thanks a lot .
    Copy Here………. https://www.Usa.work45.Com

  1. Now that I know it kills bacteria…. lol 🙂

    • Alicia Passarotti
    • posted on May 31, 2021

    Es bueno para el corazón …. y ….. como yo creo que tengo 4 o 5 corazoes…. hic hic hic

Comment

Su Opinión Aquí

%d bloggers like this: