La Argentinidad al Falo

Penes de colores para enamorar
Share

Ya tiempo atrás hablaba el profeta Maduro de la multiplicación de los penes. Sus socios en Argentina dijeron profecía cumplida e hicieron de maderas corazón.

Los consoladores tienen una historia grande… larga… mediana, de todas las medidas. Su origen se remonta a miles de años. Se pensaba que el primer consolador, descubierto en una cueva (¿dónde más?) alemana, había sido utilizado por personas durante la Edad del Hielo, cuando los hombres no eran tan calientes, parece ¡hace 28.000 años! Desde entonces, los consoladores reaparecieron constantemente en culturas y sociedades de todo el mundo, y ha sido una fuente de ansiedad, placer y controversia en todo momento.

Las civilizaciones antiguas usaban varios objetos diferentes como consoladores y vibradores. Una de las primeras civilizaciones en experimentar con consoladores fue el antiguo Egipto. Las pinturas egipcias del 3.000 a. C. muestran a mujeres con grandes objetos fálicos alrededor de la cintura para rendir homenaje al dios Osiris (¡Ja!). Además de eso, la leyenda dice que en el 50 a. C., la reina Cleopatra llenó una calabaza hueca con abejas, lo que hizo que vibrara y supuestamente creó el primer vibrador, aunque se sospecha que sin usar su experimento. En la antigua Grecia, la gente disfrutaba usando olisbos, que eran falos rellenos hechos de cuero pulido. En aquellos días, el aceite de oliva no era solo un elemento básico de la dieta griega, se duplicaba como el mejor lubricante disponible (¡a lubricar que se acaba el mundo!). Los griegos creían que la falta de esperma causaba histeria o un útero errante, por lo que los hombres griegos que dejaban la casa durante largos períodos de tiempo para luchar en guerras a menudo daban a sus esposas olisbos para prevenir la histeria, que parece que en griego antiguo significa “cornudo”.

“No hay nada más desconsolador que un vibrador que no funciona”

(Proverbio Orlandiano)

El vínculo entre la histeria y los juguetes sexuales duraría hasta bien entrado el tiempo y también juegan un papel en la invención de los vibradores). Otros textos antiguos de todo el mundo, incluidas las mil y una noches, mencionan frutas, verduras y otros objetos con forma de pene que se utilizan para la estimulación y la satisfacción sexual (Prontamente descartaron el perejil y el ají putaparió. Los italianos proporcionaron la palabra diletto, que significa “deleitar”, de la cual evolucionó la palabra inglesa moderna “consolador”. En la época del Renacimiento, su creación se había convertido en una forma de arte. Los miembros de las clases altas tenían consoladores hechos a medida con plata, marfil y otros materiales preciosos (se espera que el gobierno no tenga estas ideas).

Más adelante en la historia, en la Inglaterra del siglo XVII, los hombres temían la amenaza que estos falos siempre firmes representaban para su propia destreza sexual, y se aprobaron varias leyes para prohibir que las mujeres los hicieran para sí mismas o los compraran. John Wilmot, conde de Rochester, escribió un poema titulado Signior Dildo, que abordó estos temores al dar a entender que las mujeres de Inglaterra se estaban alejando de los hombres, hacia los consoladores, que evidentemente tienen menos ego. Por otro lado, Japón mostró una relación muy diferente con los consoladores durante el mismo período en sus novelas eróticas, conocidas como shunga. En ellos, los consoladores no fueron tratados como sustitutos de pene amenazantes, sino que fueron representados de manera más divertida. Hay shunga que muestran a mujeres comprando, masturbándose o sentadas en habitaciones decoradas con consoladores, en pocas palabras, el sueño de la piba.

La información sobre el uso temprano de consoladores en Estados Unidos es escasa, en parte debido a las leyes de Comstock en el siglo XIX, que prohibieron la venta de dilatadores de goma (que anteriormente se vendían en gran parte como dispositivos médicos). Sin embargo, a pesar de estas leyes, los juguetes sexuales se vendían a través de un mercado clandestino (evidentemente las prohibiciones nunca dieron resultado satisfactorio, mientras el mercado clandestino si daba resultados más que satisfactorios). Como en Inglaterra, los hombres estadounidenses estaban preocupados y amenazados por los consoladores. En las décadas de 1930, 1940 y 1950, aparecieron cómics que incluían el uso de consoladores, pero comunicaban el mensaje de que el sexo con hombres era superior (Se cree que los hombres juraron sobre un ejemplar de Playboy prometiendo durar más de treinta segundos). Irónicamente, a pesar de esta ansiedad impulsada por los consoladores, los vibradores pasaron zumbando sin ninguna controversia, en gran parte debido al hecho de que se comercializaron como no sexuales.

La revolución sexual de la década de 1960 abrió la idea de que la masturbación era aceptable y normal, y los consoladores comenzaron a adquirir un nuevo significado como herramienta para la liberación sexual de las mujeres de los hombres (y los consoladores no se dormían después del segundo). En la década de 1970, Dell Williams y Betty Dodson respondieron al hecho de que la mayoría de los consoladores fueron producidos por hombres creando sus propios juguetes sexuales. Popularizaron la idea de que los consoladores no tienen que verse como penes, e introdujeron la estética de silicona suave y colorida que todavía es popular entre muchos juguetes sexuales en la actualidad. Con la crisis del sida de la década de 1980, el consolador fue visto como una forma de tener sexo con penetración sin riesgo de infección, pero en consecuencia fue vinculado con un estigma que vinculaba el uso de consoladores con la infección por VIH.

Los consoladores también han jugado (y siguen jugando) un papel clave al permitir el juego de género y la exploración sexual. Los consoladores con correas brindan a las personas de todos los géneros la opción de tener un falo y ser penetrados con uno y desafía la creencia de que alguien debe haber sido asignado al sexo masculino al nacer para tener un pene. (Según científicos, si su esposa compra un nuevo cinturón con una hebilla fuera de lo común, huya tan rápido como pueda)

Hoy en día, hay una variedad aparentemente ilimitada de materiales para elegir al seleccionar consoladores, sin mencionar tamaños, formas e incluso vibraciones (Algunos vienen con speakers incorporados con voz de relator de futbol… “y va el tercero, y va el tercero…”. Tanto las tiendas físicas y en línea, ofrecen una amplia variedad de juguetes y gran información sobre cómo usarlos (Si el objeto es de China, siga su corazonada). Los juguetes han seguido evolucionando, así que ir a una tienda para aprender más sobre las opciones, como qué tipo de lubricante usar con ellos, cómo funcionan (ya sea con batería, enchufe -lo más probable-, etc.) y qué materiales les gustan. Puede ser un esfuerzo útil para las personas que los buscan. A medida que los juguetes sexuales se incorporen más a la corriente principal, los dispositivos de hoy y de mañana se sumarán a una rica historia de búsqueda de placer. Por ahora, con la compra de diez mil palos, el gobierno nos demostrara que es la argentinidad al palo.

 


PrisioneroEnArgentina.com

Julio 18,2021


 

18 thoughts on “La Argentinidad al Falo”

  1. Las muñecas inflables para cuando?????

  2. Lotsa faggots or desperate chicks in Argentina?

  3. Los KK nos siguen tomando el pelo…

    • jcc
    • posted on July 19, 2021

    lo unico que faltaba…

    • witika maccorkindale
    • posted on July 19, 2021

    And I tho it was a joke!!!! LOL 🙂

    1. Not a joke… I have my old one for sale BTW

    • male rojas salazar
    • posted on July 19, 2021

    Yo tengo amigos que dicen que no tienen medicinas para los padres y el gobierno compra consoladores… que gran ejemplo.

    • Oscar Gago
    • posted on July 19, 2021

    Son de terror se sigue muriendo gente pero ellos solo piensan con meterle un palo en el culo a la gente

    • Sperman
    • posted on July 19, 2021

    Margaret Tatcher revolcandose en la tumba cuando le dijo potencia extranjera a Argentina

  4. Menos mal que son de madera pulida, así no hay peligro de clavarse una astilla..:(:) que dolorrr!!!.:( 🙂 :[

      • Gustavo Bisconti
      • posted on July 19, 2021

      Eso es lo que dicen ANTES
      Despues llegan y es madera de poste telefonico

  5. Esses malditos que estão fazendo isso com a Argentina e com o povo argentino não deveriam ser presos e sim fuzilados em praça pública

    • CANDIDATO A SER AFANADO
    • posted on July 19, 2021

    ¿TIENEN PALANCA AL PISO O EN EL VOLANTE?

      • Hernan1
      • posted on July 19, 2021

      Mas vale palanca en el toor

    • Flor
    • posted on July 19, 2021

    Sin comentario!!!Nos superamos día a dia..Que vergüenza!!!!!

  6. Bueno ches….cualquier parecido con Venezuela no es coincidencia!. La famosa frase de Maduro “multiplicar los penes” se hizó realidad en Argentina

  7. En Chile tbn se dice. “No es culpa del chancho, sino el que le da comer” eso pasa cuando se votan intenciones y no HECHOS.

    • G.A.F.
    • posted on July 19, 2021

    que mejor que un amigo silencioso?

Comment

Su Opinión Aquí

%d bloggers like this: