Líderes separatistas de Cataluña condenados a prisión

Share

 

El Tribunal Supremo de España condenó el lunes a nueve líderes separatistas catalanes a entre nueve y trece años de prisión por sedición por su papel en la fallida candidatura a la independencia de la región en 2017. Los otros tres acusados en el histórico fallo sobre un referéndum prohibido y una declaración de independencia efímera fueron declarados culpables sólo de desobediencia y no condenados a prisión. Todos los acusados fueron absueltos del cargo más severo, la rebelión.

Mucho está en juego, tanto para España como para su región más rica en este juicio por un impulso independentista que atrajo la atención mundial, desencadenó la mayor crisis política de España en décadas y desconcertó a los mercados financieros.

Las principales preguntas son cómo reaccionarán los separatistas a los veredictos, si la promesa de protestas pacíficas se mantiene y si la reputación tanto de España como del movimiento separatista podría verse afectada.

Tanto el gobierno como los separatistas distribuyeron su propio video en las redes sociales antes del veredicto. Los separatistas dicen que no han hecho nada malo y el juicio fue tendenciosamente político, el gobierno dice que el juicio siguió estrictamente la ley.

“El único veredicto que aceptaremos es la absolución”, dijo en un vídeo el partido separatista de centro-derecha del ex líder catalán, Carles Puigdemont.

Junqueras
Sánchez
Puigdemont

El propio vídeo del gobierno mostraba a varios ministros defendiendo el sistema democrático de España. El primer ministro interino, Pedro Sánchez, tuiteó el video, con un mensaje que describe a España como uno de los países más libres y seguros del mundo. La pena de prisión más larga fue para el ex subdirector catalán Oriol Junqueras, a quien se le dieron 13 años.

Las protestas separatistas han sido en gran medida pacíficas, pero fuentes policiales han dicho que las autoridades están preparadas para la violencia potencial.

El gobierno ha dicho que está dispuesto a tomar el control directo de Cataluña, como lo hizo brevemente en 2017, si los líderes del movimiento incumplían la ley.

Es probable que el fallo coloree las elecciones nacionales el 10 de noviembre, el cuarto en cuatro años de España, programado para el 10 de noviembre, e influya en la dirección tomada por el movimiento separatista.

Una encuesta de opinión en julio mostró que el 48,3% de los catalanes contra la secesión y el 44,0% estaban a favor.


PrisioneroEnArgentina.com

Octubre 15, 2019


 

“Barcelona”

Share

 

 Se ha generalizado la expresión “no lo puedo creer”. Que significa: claro que lo creo, pero me asombra, me desconcierta, me asusta, me pasma. Cuando nos enteramos del atentado a nuestra Madre Patria y a nuestros hermanos de la comunidad de Cataluña. A nuestra Barcelona ciudad global de manos abiertas y de leyendas inmortales en donde hércules, hijo del dios Zeus y de la mortal Alcmena, en búsqueda del vellocino de oro la encontró y con Hermes  la fundaron. Ciudad con símbolo indestructible de cruz y corona que elevan su soberanía. Barcelona tierra de hospitalidad y turismo había sido profanada y vejada de la peor manera. El menosprecio o ultraje a toda ley natural es el terrorismo en sus diversas formas. Monstruo, engendro  depredador del derecho a la vida y a la libertad que explota al mundo a través del miedo y del asesinato.  Barcelona tierra de encanto y luces solamente puedo decirte: Hoy el cielo  sigue llorando y no para de llover; sus lágrimas está derramando por esas vidas de ayer; Hoy  todavía reina el dolor y la pena y un grito flota en el aire de rechazo y de condena; el llanto inunda nuestros ojos y el cielo sigue llorando; cuando cese su pena estrellas brillaran y en nuestras almas heridas su luz  jamás se apagara. Criminales sin escrúpulos que matan seres inocentes;  nunca arrebataran   al mar ni  a la estrella de  tu destino,  ni a ese sol, cielo  y genio de arte que alumbra tiempos de aurora; reza y cuídate Barcelona; aguarda y reza mi amiga que es Dios el que te creó a su imagen y semejanza. Ciudad  obra de los cartagineses, embellecida por los romanos, ennoblecida por los godos, y alzada por Carlomagno. Ciudad de tres soles  en donde apareció el niño Jesús reza  que el manto de la reina de los cielos siempre te cubrirá.

Dr. Jorge Bernabé Lobo Aragón

jorgeloboaragon@gmail.com

Independencia

Share

 

A lo largo de la historia existían, y siguen existiendo, muchas comunidades que no se sienten identificados con los Estados a los que pertenecen. Solamente en Europa hay unos 50 movimientos independistas y en el resto del mundo son muchísimos más. Algunos están a punto de votar, otros ya decidieron y pocos lo lograron: la independencia. Los siguientes podrían unirse a la lista de aquellos que consiguieron su propósito.

Catalunia

Veneto

Cataluña

Cataluña es una región de España situada en la costa noreste del mar Mediterráneo, que limita con Francia y Andorra. Fue la primera región de lo que ahora es España bajo el dominio romano, y ha disfrutado de diversos grados de autonomía bajo los gobernantes sucesivos desde la Edad Media.
Bajo las cuatro décadas de la dictadura franquista en el siglo XX, el gobierno español suprimió la lengua y la cultura catalanas. Durante este período, los medios de comunicación catalanes, junto con los días festivos regionales, fueron prohibidos todos juntos.
Desde la transición de España a la democracia en los años 70 y 80, se han realizado esfuerzos nacionales para revitalizar la cultura catalana, incluido el requisito de que toda la educación primaria en la región se imparta en catalán. Una ley de 2010 para promover la cultura catalana requería que todas las salas de cine mostraran al menos el 50% de las películas en catalán, sin embargo, dos años después, la Comisión Europea la anuló.
El movimiento independentista catalán ha coincidido con los esfuerzos de revitalización cultural catalana. Los nacionalistas catalanes han ocupado la mayoría en el Parlamento catalán o han formado parte de una coalición gobernante desde 1980. Desde 2009, se han celebrado varios referendos locales no vinculantes sobre independencia en Cataluña.
En noviembre del año pasado, los catalanes celebraron el más reciente de estos referendos, con más del 80% de los votantes que eligieron la independencia. El gobierno español ha considerado ilegales estos referendos y no reconoce oficialmente los resultados.

Rep. Flamenca

Escocia

República Flamenca

El movimiento independentista flamenco tiene sus raíces en el siglo XVIII, cuando Flandes fue gobernada por Austria como parte del sur de los Países Bajos. Flandes fue absorbida por la Bélgica independiente a principios del siglo XIX, pero no fue hasta 2014, cuando la Nueva Alianza Flamenca se convirtió en el partido más grande de la coalición gobernante de Bélgica, que un partido separatista flamenco ha controlado el gobierno belga.
La Bélgica moderna se compone de tres regiones administrativas; Flandes, de mayoría neerlandesa en el norte, y Valonia, de lengua francesa, en el sur, y la Región de Bruselas-Capital, que abarca Bruselas. Los holandeses son la mayoría de la población de Bélgica y la región de Flandes, sede del movimiento de independencia flamenco, alberga las ciudades de Amberes, Brujas y Gante, con Bruselas ubicada dentro de la Comunidad Flamenca pero enclavada en una región separada administrativamente.
Flandes no solo difiere lingüísticamente y culturalmente de Valonia, sino que también tiende al conservadurismo político, mientras que el sur es más liberal y socialista. Estos factores, junto con el orgullo cultural y el patriotismo, han impulsado el movimiento de independencia de Flandes a la discusión general.

Veneto

Algunos en Venecia imaginan que la ciudad se convierta en un “Singapur europeo”, un motor económico eficiente de estabilidad política independiente del derroche burocrático derrochador que los rodea en Italia. Afirman que la mala gobernanza, la corrupción, incluso el crimen organizado en el sur ha sido una carga para la región de Veneto y que los venecianos ya no están dispuestos a pagar la factura por la ineptitud de Roma. Existe un precedente histórico para un estado veneciano, ya que Venecia sirvió como un estado exitosamente independiente durante 1.100 años hasta el siglo XVIII cuando fue anexada por Austria y posteriormente a Italia sesenta años más tarde.
Los venecianos han pedido a la UE que celebre un referéndum sancionado sobre la independencia de Veneto, pero han avanzado poco. Los esfuerzos independientes hacia la independencia del Véneto han continuado sin cesar. Más recientemente, los ciudadanos de Venecia y su región circundante votaron en abril de 2014 en un referéndum en línea sobre la independencia con un abrumador 89% a favor de separarse de Italia. Este plebiscito no obtuvo reconocimiento formal y los esfuerzos continúan con una campaña de firmas para Veneto liderada por la misma organización que presentó el referéndum en línea

Escocia

Escocia operó como un reino independiente desde la Edad Media Temprana (famosa por eludir las fuerzas invasoras varias veces, vea “Corazón Valiente”) hasta el siglo XVII, cuando su monarca, Jacobo VI, fue nombrado Rey de Inglaterra, unificando las coronas de las dos naciones. Un siglo más tarde, Escocia entró en una unión formal con Inglaterra formando Gran Bretaña.
Un debate pacífico escocés sobre el “gobierno del hogar” comenzó poco después de que la resistencia armada restante a la unión fuera aplastada. Este debate continuó hasta finales del siglo XX, cuando prevaleció un referéndum sobre la “devolución” de la relación entre Escocia y el Reino Unido. Esto permitió a Escocia volver a convocar su parlamento por primera vez en casi 300 años y controlar todos los asuntos “no reservados” desde Escocia, incluidos el gobierno local, la educación, la salud y la agricultura.
En lugar de aplacar a los escoceses, la devolución ha estimulado los llamamientos a la independencia escocesa de Gran Bretaña. Escocia celebró un referéndum de independencia totalmente sancionado en septiembre de 2014 con el voto negativo ganando el día con el 55% de los votos, pero la independencia es la preferencia de la ciudad de Glasgow. Aunque la medida fue derrotada, el movimiento de independencia no ha retrocedido y el Primer Ministro de Escocia declaró públicamente en abril de 2015 y en marzo pasado que no puede descartar otro referéndum de independencia durante el próximo parlamento.

Abjasia

La región conocida como Abjasia ha sido disputada durante siglos. El control sobre Abjasia pasó del Imperio Romano, a los otomanos, a los rusos; con la etnia abjasia y los georgianos perdiendo y recuperando el control sobre el área varias veces. Durante el gobierno soviético, a Abjasia se le otorgó un grado de autogobierno, al ser nombrada república autónoma dentro de la República de Georgia.

Después de la ruptura de la Unión Soviética, Abjasia intentó separarse de la recién independizada Georgia, lo que resultó en un conflicto militar de un año y la derrota del ejército georgiano. Miles de personas de etnia georgiana fueron asesinadas, y cientos de miles de personas fueron expulsadas por la fuerza de Abjasia en lo que muchos denominaron una limpieza étnica. El conflicto dejó a Abjasia un estado de facto sin reconocimiento internacional hasta el conflicto ruso-georgiano de 2008, después del cual Rusia reconoció formalmente a Abjasia. Esto fue seguido por el reconocimiento formal de Abjasia de Nicaragua, Venezuela, Nauru y Vanuatu (Tuvalu reconoció a Abjasia en 2011 pero se retractó de su reconocimiento en 2014).
En el año 2014, Abjasia firmó un acuerdo con Rusia que integra su ejército con las fuerzas de esta federación, que muchos ven como un paso hacia el apoyo ruso o como en Crimea, es decir, un paso hacia la anexión.

Osetia del Sur

Al igual que Abjasia, Osetia del Sur se convirtió en parte del estado georgiano independiente después de la disolución de la Unión Soviética. Y al igual que en Abjasia, los osetios del sur se involucraron en un conflicto militar con las fuerzas georgianas. A diferencia de Abjasia, Georgia pudo mantener el control sobre la mayor parte de Osetia del Sur, lo que obligó a decenas de miles de osetios a huir del norte a Rusia. El conflicto terminó con el establecimiento de una fuerza conjunta de mantenimiento de la paz formada por georgianos, osetios y rusos, aunque la región permaneció bajo la autoridad georgiana.
El conflicto volvió a estallar después de la Revolución de las Rosas en Georgia, sobre todo como el catalizador del conflicto ruso-georgiano de 2008. Durante este conflicto, las fuerzas principalmente rusas expulsaron a los militares georgianos de la región. Esto fue seguido por el reconocimiento formal de la independencia de Osetia del Sur por parte de Rusia, y posteriormente por las mismas naciones que reconocieron a Abjazia. A principios de este año, Osetia del Sur firmó un acuerdo de integración con Rusia similar al que firmó Abjasia en 2014.

Transnistria

Transnistria ocupa una franja de territorio entre el río Dniéster en Moldavia y la frontera con Ucrania. Durante el período de liberalización de la Unión Soviética, conocido como glasnost, el moldavo S.S.R. Adoptó el moldavo como su idioma oficial. En la región de Transnistria, en Moldavia, los moldavos étnicos solo constituían el 40% de la población, y los rusos y ucranianos pertenecían a la mayoría. Se formó una resistencia pro-rusa, declarando una Transnistrian independiente S.S.R. en 1990.
Después de la caída de la Unión Soviética en 1992, estalló una breve guerra por el control de Transnistria, con fuerzas de Transnistria respaldadas por Rusia capaces de controlar de facto la región desde Moldavia. Desde entonces, Transnistria ha operado como un estado no reconocido dentro de Moldavia con apoyo tácito de Rusia, y se ha convertido en un centro infame para el tráfico de armas y personas, a veces denominado “estado de la mafia”. Tras la anexión rusa de Crimea, Transnistria presentó una solicitud de anexión al gobierno ruso que posteriormente fue rechazada.

Nueva rusia

La negativa del ex presidente ucraniano Viktor Yanukovich a firmar acuerdos de libre comercio y asociación política con la Unión Europea provocó una revolución que llevó a la desintegración gradual de Ucrania. Los manifestantes pro-europeos tomaron el capitolio, pacíficamente al principio, pero esto se convirtió en un conflicto sangriento en Kiev, que se extendió a las regiones del sur y este de Ucrania.
Yanukovich fue destituido y huyó del país. Crimea en el sur se rebeló con el apoyo de Rusia y su posterior anexión. La rebelión estalló en Donetsk y Luhansk, dos repúblicas autodeclaradas en el este. Los dos estados aspirantes se unieron en la confederación en mayo de 2014, declarándose Novorossiya o “Nueva Rusia”. Esto equivale a una guerra civil dentro de Ucrania, y la lucha entre las fuerzas ucranianas y rebeldes continúa por el control sobre el territorio de la Nueva Rusia y sus territorios circundantes.

Papúa Occidental

La mitad occidental de la isla de Nueva Guinea fue gobernada por los holandeses desde 1600 hasta la década de 1960. En 1969, la autoridad administrativa fue transferida a las Naciones Unidas, luego a Indonesia, quienes juntos supervisaron un plebiscito sobre la independencia de Papúa Occidental. En 1969, Indonesia nombró un consejo de aproximadamente 1,000 ancianos para votar en nombre de los 800,000 residentes de Papúa Occidental sobre la cuestión de la independencia y, bajo amenazas de violencia física, el consejo votó a favor de la unión con Indonesia. La ONU reconoció el voto, a pesar de la gran oposición internacional, y Papúa Occidental se integró en el sistema federal indonesio. Desde entonces, una insurgencia guerrillera de bajo grado se ha librado contra el gobierno y el ejército indonesios.
En 1998, después de la caída del dictador indonesio Suharto, el arzobispo Desmond Tutu se unió a los legisladores internacionales para pedir a la U.N. que volviera a visitar el falso plebiscito de Papúa Occidental de 1969. Hasta el momento, la U.N.
Papua Occidental ha obtenido el reconocimiento formal de Tuvalu, un estado de mayoría melanesiana. En 2014, diversos grupos rebeldes en Papúa Occidental se unieron formalmente para formar el Frente de Liberación Unida de Papua Occidental, y se abrió la primera oficina de campaña “Papúa Occidental Libre” en Australia. La solicitud de este país sigue reportándose constantemente ante las Naciones Unidas.

Somalilandia

A juzgar por las apariencias, Somalilandia se parece mucho más a un estado funcional que a su nación matriz, Somalia. Somalilandia emite su propio dinero y pasaportes, tiene su propio sistema bancario, aeropuerto internacional, ejército y gobierno. A pesar de los informes intermitentes de supresión violenta de protestas por parte de la policía, Somalilandia incluso ha tenido seis elecciones democráticas, incluida la elección presidencial de 2010, la primera transición democrática del poder relativamente pacífica en la historia reciente del Cuerno de África. No ha¿ sufrido un ataque terrorista desde 2008, y se ha recuperado en gran medida de la Guerra Civil Somalí, que dejó a la capital de la región, Hargeisa, bombardeada en ruinas.
Sin embargo, este estado de facto no está reconocido como tal por ningún órgano de gobierno extranjero (fuera del Ayuntamiento de Sheffield, U.K.). El principal argumento en contra del reconocimiento de Somalilandia para muchos en la comunidad internacional ha sido que el reconocimiento de una Somalilandia independiente devastaría aún más los esfuerzos de Somalia para organizar un estado funcional. Este argumento ha persistido durante más de dos décadas, con Somalilandia progresando mientras que Somalia continúa tambaleándose al borde de la anarquía. Es probable que sea una cuestión de tiempo antes de que el problema se vuelva discutible.

 


PrisioneroEnArgentina

Mayo 28, 2019


 

CATALUÑA: DIVIDE Y TRIUNFARAS

Share

 

 

 

 

 

El tema único del debate político en España es Cataluña y su decisión o no de apartarse de España. De un gran país, hacer dos pequeños. Los nacionalistas catalanes amenazan con quebrar España después de cinco siglos de unidad. Por un lado, la oscuridad del gobierno central, que se ha negado a cualquier tipo de diálogo; por otro, el espíritu radical de los nacionalistas, que se empeñan en hacer una declaración exclusiva de independencia.
Cataluña es una comunidad autónoma española, considerada nacionalidad histórica, situada en el nordeste de la península ibérica. Ocupa un territorio de unos 32 000 km² que limita al norte con Francia (Occitania) y Andorra, al este con el mar Mediterráneo a lo largo de una franja marítima de unos 580 kilómetros, al sur con la Comunidad Valenciana, y al oeste con Aragón. Esta situación estratégica ha favorecido una relación muy intensa con los territorios de la cuenca mediterránea y con la Europa continental. Cataluña está formada por las provincias de Barcelona, Gerona, Lérida y Tarragona. Su capital es la ciudad de Barcelona.
Hoy, en el año 2017, en el territorio catalán habitan 7.504.008 personas​ en un total de 948 municipios de los cuales 64 superan los 20.000 habitantes (en los que vive el 70 % de la población catalana). Dos tercios de la población vive en el ámbito metropolitano de Barcelona. Constituye un territorio muy denso y altamente industrializado, liderando el sector en España desde el siglo XIX, y su economía es la más importante de entre las comunidades autónomas, al generar el 18,8 % del PIB español. Respecto al PIB per cápita, se sitúa en cuarta posición, tras el País Vasco, la Comunidad de Madrid y Navarra
Está unida al resto de España desde hace más de 500 años, desde que los Reyes Católicos (Isabel y Fernando) unen los reinos de Castilla y Aragón.
Sin embargo, en el tipo de monarquía que había en España, cada uno de los antiguos reinos y principados que la integraba gozaba de una cierta independencia: leyes e instituciones propias, pago de impuestos, derechos y privilegios propios de cada zona. A este conjunto de leyes propias, derechos y privilegios se los conoce como fueros.
Cataluña nunca fue un reino independiente, formaba parte del reino de Aragón, pero era un principado que tenía una cierta independencia y unos fueros propios.
Carlos II, el último rey de la dinastía de los Austrias, muere sin heredero. El resultado es una guerra, la guerra de Sucesión, en la que se enfrentan dos aspirantes a la Corona de España: Felipe V, de la dinastía de los Borbones (Francia), y el archiduque Carlos, de la dinastía de los Austrias.
El antiguo reino de Aragón apoya al candidato de los Austrias, mientras que el antiguo reino de Castilla apoya al candidato Borbón. La guerra termina con el triunfo de los Borbones, y, como resultado, todos los territorios de la antigua corona de Aragón pierden sus fueros, sus privilegios y su independencia.
Barcelona se rinde ante las tropas borbónicas el día 11 de septiembre de 1714, y Cataluña verá desaparecer su principado y sus privilegios con los llamados Decretos de Nueva Planta. El 11 de septiembre es hoy para los catalanes el día de Cataluña: la Diada, un día de fiesta.
El auge de los nacionalismos del siglo XIX llega también a Cataluña, y allí surge un fuerte movimiento independentista que basa su reivindicación en la existencia de lo que ellos consideran una cultura diferente a la del resto de la península, y también en el hecho de tener una lengua autóctona derivada del latín: el catalán.
Las tensiones nacionalistas se han acrecentado en los últimos años. Desde el resto de España no se entiende bien cómo un territorio con el grado de independencia que tiene actualmente Cataluña puede sentirse insatisfecho. Cataluña tiene su propia Policía autonómica y sus competencias propias en materia de sanidad y educación. En las escuelas catalanas la educación se hace íntegramente en catalán y el español es una asignatura más, semejante al inglés.
Los catalanes apelan sobre todo al sentimiento, algo muy difícil de explicar, algo contra lo que uno no puede presentar argumentos lógicos. Racionalismo frente a romanticismo parecen estar detrás de este enfrentamiento político.
Artur Mas es nombrado presidente de la Generalitat (Gobierno de Cataluña) en diciembre de 2010. Poco después, Mas asume lo que él considera una misión histórica: llevar al pueblo catalán a la deseada independencia. Para ello no duda en desafiar al Gobierno central exigiéndole la convocatoria de un referéndum. La sistemática negativa del Gobierno de Mariano Rajoy a entablar cualquier tipo de diálogo lleva a Mas, primero, a convocar un referéndum no legitimado por el Gobierno de España, y después, a convocar unas elecciones en Cataluña con idea de que sean unas elecciones plebiscitarias. Para ello, todos los partidos nacionalistas se unen en una candidatura común, Junts pel Sí ( coalición electoral formada por Convergencia Democrática de Cataluña (CDC), Esquerra Republicana de Catalunya (ERC), Demócratas de Cataluña y Moviment d’Esquerres, cuyo objetivo es la declaración de la independencia de Cataluña.), con un único punto en común: hacer una declaración unilateral de independencia si logran la legitimación del pueblo en las urnas. De esta manera, lo que son unas elecciones al Parlamento catalán se convierten en una consulta popular para saber quién está por la independencia.

 


Martín Di Giorgi

PrisioneroEnArgentina.com

Octubre 17, 2017


 

Fané y descangayada

Share

 

 

Por Enrique Guillermo Avogadro.

 

 

“Los jóvenes deben aprender a pensar como una masa.

¡Es criminal pensar como individuos!”

Ernesto “Che” Guevara

 

 

El lunes pasado se cumplió medio siglo de la muerte de uno de los mayores canallas y asesinos de los muchos que han herido a nuestra América hispana, endiosado luego por las imbéciles izquierdas como un prócer global; es curioso que quienes portan su retrato en camisetas y tatuajes alrededor del mundo no recuerden la frase que sirve como epígrafe ya que, si lo hicieran, debieran abjurar de su mítico credo, toda vez que contraviene la esencia de la libertad y, sobre todo, de la juventud.
El mundo occidental estuvo, el martes, pendiente de la presentación del Presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, ante el Parlament regional, ya que había jurado proclamar la independencia respecto a España. Evidentemente, la presión del Gobierno, traducida en advertencias de prisión e incautación de bienes a los gerifaltes que comandaron el disparate, la fuga masiva de empresas -tan dolorosa para el sensible bolsillo de la comunidad catalana- y el rechazo de la Comunidad Económica Europea -que anotició que no podría siquiera usar el euro como moneda- fueron demasiado para quienes se alzaron contra la Constitución y las leyes y, más allá de la retórica, el proyecto abortó. No significa, ni mucho menos, que el tema haya concluido, pero se abre un camino de sensatez para transitar hacia una solución que permita suturar la profunda grieta que esta impensable crisis ha provocado en la sociedad española.
Para ello habrá que esperar para ver qué hace ahora Puigdemont frente al ultimátum que le dispararon las Cortes, apoyado allí hasta por los antisistema de Podemos, y que lo puso contra las cuerdas a fecha fija: el 19 de octubre. Entonces deberá explicar a España entera en qué consistió la payasada de una pseudo independencia que duró escasamente un minuto.
Pero el título de la nota, como no podía ser de otro modo dado mi espíritu argentino y gardeliano, tiene que ver con nuestro país y, sobre todo, con la triste realidad que le toca vivir a doña Cristina, la sangrienta emperatriz que reinó ocho años -¿o deberemos sumarle los cuatro de la presidencia de su marido y hasta los períodos en que éste ejerció como Intendente de Río Gallegos y Gobernador de la Provincia de Santa Cruz?- que hoy se sienta, casi sola y abandonada, en su Instituto Patria.
El miércoles, en una actitud totalmente suicida -como el escorpión del cuento- volvió a lavarse las manos respecto a los hechos de corrupción cometidos por sus ministros y secretarios, en especial por Julio de Vido, que sin duda robaron para ella, como antes para su marido, al negar cualquier vinculación con ellos. ¿Qué harán estos, ante la inminencia de una condena que caerá también sobre sus entornos familiares, cuando tomen conciencia de esta monumental deslealtad y de la soledad en la que han quedado?
El aliento de los jueces federales -las mejores “narices” del mundo- en su nuca y las de sus hijos, debe tenerla muy intranquila, sobre todo porque deberá prestar declaración indagatoria, cuatro días después de las elecciones parlamentarias del 22, en la causa más grave de las muchas que se le instruyen. Está acusada en ella de un cúmulo de delitos, que van desde traición a la Patria hasta colaboración con el terrorismo internacional, tipos penales que, no sólo son imprescriptibles (¿recuerda la “lesa humanidad”), sino que conllevan la condena de nuestro hipócrita mundo, ése que distingue ntre terroristas “buenos” -los que asolaron la Argentina y motivan el arrojo flores al río por parte de Barak Obama y otros líderes globales que visitan nuestro país- y “malos” (los que atacan a sus propios países), a los cuales abaten sin preocuparse por sus presuntos derechos humanos.
Es más, quizás, hasta la veamos procesada más temprano que tarde por la “responsabilidad funcional” en el asesinato del Fiscal Alberto Nisman,  la misma curiosa imputación que mantiene presos a los más de dos mil ancianos militares que impidieron, con el respaldo de leyes y decretos dictados por gobiernos democráticos, que nos convirtieran en la Cuba de los 70’s o en la Venuezuela actual, ocupadas por regímenes que tanto éxito han tenido en mejorar el nivel de vida de sus respectivas sociedades, que mueren por falta de medicinas, hambreadas hasta la extenuación.
Con seguridad, pesan como lápidas sobre Cristina dos situaciones altamente probables. La primera, que los escasísimos intendentes que le han jurado no sólo acompañarla hasta la puerta del cementerio sino hasta enterrarse con ella induzcan el corte de boletas electorales, un cáliz amargo que ya debió beber en 2013 y 2015, muy convencidos que los votos de Sergio Massa están migrando a Esteban Bullrich.
La segunda, por supuesto, que los senadores que surjan de este evento electoral, comandados por Miguel Angel Pichetto y que responden a sus gobernadores, ya decididamente dialoguistas con el Gobierno, acepten la invalidez de su diploma parlamentario por “inhabilidad moral”, una figura que ella misma, cuando era legisladora, hizo aplicar a un frustrado colega; si el Juez Claudio Bonadío la procesa por esos terribles delitos, les resultará a los peronistas harto difícil mostrarse, ante una ciudadanía atenta y vigilante, como protectores y cómplices de esta probada y notoria criminal.
Faltan sólo ocho días para, ya nadie lo duda, el funeral del kirchner/cristinismo, y están encendidas las velas que rodearán su féretro. El proceso populista y cleptómano que tanto daño ha hecho a nuestro país, integrado a la ola que recorrió el continente con idénticos efectos, habrá concluido por obra y gracia de un personaje  en el cual la política tradicional nunca creyó; simplemente siguió el consejo de su antecesora: formó un partido y ganó las elecciones.
La responsabilidad histórica de Mauricio Macri y de su equipo de gobierno es enorme. No sólo deberá mejorar la competitividad de la economía nacional y su credibilidad ante el mundo, modernizar este Estado paquidérmico e insoportable en su costo, sino recuperar la esperanza de reinserción para ese tan doloroso sector (29%) al que siete décadas de falso progresismo han condenado a la pobreza y a la marginación, algo que arteramente el kirchnerismo le reclama con sólo dos años en el poder.
Pero creo que la tarea prioritaria que tiene por delante es purificar al Poder Judicial, tan identificado socialmente con la protección y la complicidad con la corrupción y tan descalificado por la ciudadanía por haber olvidado el triple rol que la Constitución le impone: ser la garantía de los individuos frente a las arbitrariedades del Estado, ser el control de los actos de los demás poderes y ser el justo árbitro entre pretensiones opuestas de los ciudadanos.
 
El procesamiento por corrupción dictado por el Juez Julián Ercolini contra la Procuradora General de la Nación, Alejandra ¡Giles! Carbó, obviamente acerca ese objetivo, toda vez que su desplazamiento impedirá que la red de fiscales militantes -una verdadera quintacolumna- continúe haciendo daño a las instituciones de la República.
No debe olvidar Macri, que “con una Justicia seria, independiente, eficaz y rápida, todo será posible; sin ella, nada lo será”.
Enrique Guillermo Avogadro

 


PrisioneroEnArgentina.com

Octubre 14, 2017



 

LA OPCIÓN CATALANA

Share

 

 

 

No suele haber un único responsable, ni hay una sola explicación de lo que sucede. Más aún en un caso tan complejo como un sentimiento político, cultural y lingüístico que se remonta décadas atrás. Si a ese cóctel se le añade episodios de violencia y crecientes intereses políticos y económicos de ambos lados, el resultado es el que se observa ahora: una sociedad polarizada entre dos opiniones, fracturada en muchos casos y de difícil entendimiento mutuo en sus extremos. Es la nueva conquista de Cataluña, su independencia y sus opciones.
En lo que sugiere el derecho internacional, un territorio se convierte en un estado si es reconocido por otros estados. El derecho a la autodeterminación de los pueblos no suele aplicarse a las minorías en un estado. Normalmente solo se aplica a poblaciones que han sido colonizadas, a personas sujetas a un asentamiento que viene del extranjero, o que han sido sometidas a un gobierno de apartheid o a poblaciones que han sido ocupadas militarmente. Esta idea de la autodeterminación, popularizada por el presidente estadounidense Woodrow Wilson (1856-1924) hace un siglo en respuesta a las ideas del revolucionario ruso Vladimir Ulyanov, más conocido como Lenin (1870-1924), se incluyó en la Carta de las Naciones Unidas en 1945. Otros acuerdos posteriores de la ONU aclararon que no debe haber interferencias por parte de otros estados, aunque las colonias y otros territorios que no se autogobiernan tienen un estatus diferente y el derecho de la autodeterminación. Sin embargo, No hay una ley exacta acerca de cuántos países deben dar su reconocimiento para que un estado se reconozca como tal. Taiwán -por citar un ejemplo- no está reconocido universalmente como un estado, pero funciona mayormente de forma independiente de China.

La sangrienta guerra en Yugoslavia originó que la separación de Checoslovaquia – desencadenado tras la victoria de los partidos independentistas eslovacos en unas elecciones regionales- fuese pacífica. Pero las encuestas de opinión mostraron que una mayoría en ambos lados hubieran preferido permanecer juntas.
En Escocia y en Quebec, los separatistas llevaron a cabo sondeos tras años de campañas políticas, pero en ambos casos salió ganadora, por poco, la opción no independentista. A ambas regiones se les ha concedido una mayor autonomía para debilitar la opción separatista.
Aquellos que apoyan un estado palestino independiente consiguieron avanzar mucho cuando la Asamblea General de la ONU lo reconoció como un estado no miembro observador en 2012, dándole así un acceso para unirse a cuerpos internacionales como la Interpol. Pero otros países -sobre todo, Israel y Estados Unidos- no lo reconocen, y Palestina aún lucha por funcionar de forma independiente.
En 1933, la Convención de Montevideo fijó cuatro criterios para ser considerado un estado: un gobierno que funcione como tal, una población definida, el control sobre el territorio y la capacidad de relacionarse con otros estados.

En los intentos para conseguir ser considerado un Estado, esas cuatro condiciones no son suficientes. Una entidad como Somalilandia, que tiene su propia moneda, territorio y gobierno, no está reconocida como un estado. La pertenencia a la ONU también es irrelevante para la condición de estado -Suiza, por ejemplo- no fue un estado miembro de la ONU hasta 2002 pero nadie sospechaba que no fuese un país.
Asimismo, desde la desintegración de la Unión Soviética en 1991, han surgido varios nuevos países tras años de guerras, como en la antigua Yugoslavia. En Sudán del Sur y Timor Oriental, la comunidad internacional aprobó sendos referéndums de autodeterminación con la esperanza de sellar así la paz tras décadas de un gran derramamiento de sangre.
Algunos otros referéndums no fueron reconocidos internacionalmente, como el impulsado por los pro-rusos en Crimea para separarse de Ucrania, y la votación del mes pasado en el Kurdistán iraquí.
En la ex Yugoslavia, Kosovo declaró su secesión unilateral en 2008 de Serbia, que se dirigió a los tribunales para impedirlo. La Corte Internacional de Justicia decretó que “la ley internacional no contiene una prohibición aplicable a la declaración de independencia” aunque un juez discrepante dijo que creó “un precedente muy peligroso”.

 


Martín Di Giorgi

PrisioneroEnArgentina.com

Octubre 10, 2017


 

Abrumador voto por la independencia de Cataluñia

Share

 

 

Con el noventa por ciento en favor de la independencia, Cataluña ha votado con más dos millones de votos contados diciendo “sí” al referéndum. Según las cifras de votación emitidas a primera hora de la mañana de hoy, el 90,9% de los votos ahora contados, o 2,020,144 estaban a favor de la independencia, y el 7,87%, sólo 176.565, estaban en contra.
El portavoz del gobierno regional, Jordi Turull, dijo que aún se deben contar 15.000 votos y que las cifras totales de votación siguen siendo incompletas y por lo tanto provisionales porque un número mucho mayor, estimado en 770.000, es inaccesible o perdido después de cerrarse algunos colegios electorales y de urnas que fueron recogidas por la policía.
“Ha habido enormes dificultades, pero la votación ha pasado y hemos pasado de ‘votarem’ [votaremos] a ‘hem votat’ [la votación ha ocurrido.]”; Sr. Turull dijo.
“Respetaremos el mandato que nos han dado los ciudadanos”, dijo el vicepresidente regional Oriol Junqueras.
Incluso antes de que las cifras se hicieran públicas, el primer ministro catalán, Carles Puigdemont, ya había insinuado fuertemente una posible declaración unilateral de independencia cuando prometió que los resultados del referéndum serán enviados al parlamento de Cataluña en los próximos días.
A medida que pasaban los resultados de una ciudad tras otra en Cataluña, el voto de independencia en el referéndum parecía estar en camino para una victoria aplastante.
En Girona, bastión nacionalista y primera de las cuatro capitales provinciales de Cataluña para declarar su voto, el voto pro-independencia fue de 27, 786 votos a favor de la secesión de un total de 29, 717 votos emitidos, mientras que sólo 1.086 votaron a favor de permanecer en España.
Con una estrecha mayoría separatista en el poder en el parlamento regional, es difícil ver cómo la promesa del Sr. Puigdemont de actuar sobre estos resultados no aumentaría la posibilidad de una declaración unilateral de independencia (UDI).
Una declaración unilateral de independencia ya ha sido prometida por varios políticos nacionalistas en caso de que el referéndum entregue una mayoría en favor de la secesión. La ley de referéndum de Cataluña también prevé una UDI por el parlamento regional de Cataluña si hay mayoría.
“Con este día de esperanza y sufrimiento, Cataluña se ha ganado el derecho a ser un Estado independiente”, Puigdemont insistió en un discurso televisado el domingo por la noche.
Sin embargo, el gobierno español ha dicho repetidamente que no reconoce el referéndum, y mucho menos sus resultados. Fuera de Cataluña en el resto de España, algunos segmentos de los medios de comunicación y los políticos sostienen que el referéndum infringió regulaciones electorales básicas, mientras que el tribunal constitucional del país ya lo declaró ilegal.
El domingo, el líder del Partido Socialista, Pedro Sánchez, se hizo eco del rechazo de Rajoy al referéndum, y el señor Rajoy declaró categóricamente que “no hay referéndum, sólo un pretexto de uno”.
Puigdemont insistió en un discurso televisado el domingo por la noche.
Sin embargo, el gobierno español ha dicho repetidamente que no reconoce el referéndum, y mucho menos sus resultados. Fuera de Cataluña en el resto de España, algunos segmentos de los medios de comunicación y los políticos sostienen que el referéndum infringió regulaciones electorales básicas, mientras que el tribunal constitucional del país ya lo declaró ilegal.
El domingo, el líder del Partido Socialista, Pedro Sánchez, se hizo eco del rechazo de Rajoy al referéndum, y el señor Rajoy declaró categóricamente que “no hay referéndum, sólo un pretexto de uno”.
Pero los nacionalistas catalanes no tenían nada de eso el domingo por la noche, con el Sr. Puigdemont argumentando que “millones de personas han hablado alto y claro, y tenemos el derecho a decidir nuestro futuro”.
A última hora de la noche se formaron grandes multitudes en la Plaza de Catalunya de Barcelona, extendiéndose en las calles y aceras para escuchar el discurso del señor Puigdemont en una gigantesca pantalla de televisión. En las plazas centrales de las ciudades más pequeñas de Cataluña, muchos partidarios del pro-referéndum siguieron los resultados y los discursos, animando a los votos a favor de la secesión, mientras que los coches adornados con banderas catalanas tejían las calles cantando.
Mientras tanto, las cifras del gobierno catalán indican que el número total de personas que requieren tratamiento hospitalario después de violentos enfrentamientos con la policía ha aumentado a 844.
Dos personas están gravemente heridas, una de 70 años de edad, que sufrió un ataque al corazón, y la otra de un joven que fue golpeado en el ojo por una bala de goma.
Nuevas cifras del Ministerio del Interior también han elevado el número de heridos de la policía en los enfrentamientos y enfrentamientos a 33.
En Madrid, Mariano Rajoy ha convocado una reunión de todos los partidos para discutir sobre Cataluña el lunes, mientras que una huelga general ha sido convocada por los sindicatos en Cataluña a partir del martes. La atención de los medios, tanto en España como en el extranjero, se centrará ahora en cómo el parlamento catalán maneja los resultados del referéndum.

 

 


PrisioneroEnArgentina.com

Octubre 2, 2017