NUESTRA  CRUEL REALIDAD INSTITUCIONAL

Share

 

 

 

PARA LEER Y MEDITAR

 

SI UN UNIFORMADO DE CUALQUIER FUERZA, A FAVOR DE QUIENES ESTAMOS EN PRISIÓN, PROPONE ALGO ASÍ:

 
De: Serafín Sobral
Para: central@apropoba.com.ar
Enviado el: lunes, 18 de septiembre de 2017
Asunto: SOLICITUD DE PUBLICACIÓN
CARTA DIRIGIDA A LAS ORGANIZACIONES POLICIALES CIRCULO POLICIAL, CENTRO DE OFICIALES RETIRADOS, APROPOBA, HAY QUE EMPEZAR A MOVERSE POR NUESTROS CAMARADAS EN LA INJUSTA PRISIÓN MONTONERA, LLEGÓ EL MOMENTO DE PONER NUESTRAS ORGANIZACIONES EN MOVIMIENTO Y APOYO DE TANTOS CASTIGADOS INJUSTAMENTE POR CUMPLIR ORDENES Y LUCHAR CONTRA EL TERRORISMO.

EN SI LAS RESPECTIVAS INSTITUCIONES a las que pertenecen esos presos políticos, por temor u obsecuencia, se muestran indiferentes y totalmente ajenas a la suerte que corren esos antiguos camaradas injustamente perseguidos, acusados y sancionados, muchos con prisión perpetua, y otros que día a día son apresados y juzgados como los que actuaron en el Operativo Independencia, poco o nada es lo que podemos hacer nosotros desde nuestra posición de ciudadanos comunes, por más cartas de lectores que enviemos.
Con el agregado de que esas mismas instituciones no sólo se muestran indiferentes, sino que además contribuyen y colaboran eficazmente con la injusticia al obedecer las órdenes de los jueces procediendo a la detención de esos camaradas sin protestar ni negarse a cumplir con semejante felonía.

Serafín Sobral

UN UNIFORMADO, JEFE SUPERIOR, LE RESPONDE ASÍ:

 

LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN MAL ENTENDIDA
De: Hugo Alberto Vaccarezza
Para: Asociación Profesional de Policías de la Provincia de Buenos Aires
Enviado el: jueves, 21 de septiembre de 2017
Asunto: LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN MAL ENTENDIDA.
Días pasados leí en nuestra página web, una “Carta a las Instituciones” firmada por un tal Sobral. Trata a éstas – incluyendo a APROPOBA sin perjuicio de utilizar su espacio – de temerosas y obsecuentes, de indiferentes y ajenas respecto de detenidos por delitos de lesa humanidad y las insta a movilizarse para lograr la libertad de todos ellos???
Dice además que “contribuyen y colaboran eficazmente con la injusticia al obedecer las órdenes de los jueces, procediendo a la detención de esos camaradas sin protestar, ni negarse a cumplir con semejante felonía”.
Temor u obsecuencia de Apropoba? La respuesta no admite el menor análisis.

No advierte que ingenua o deliberadamente, está haciendo apología e instigando por éste medio a la desobediencia o al incumplimiento de los deberes del funcionario público, lo cual constituye delito. Este debe ser el límite de cualquier publicación en nuestro medio de comunicación. La página no puede ser el medio para veladas ofensas ni para propuestas delictivas.
Tampoco advierte que la única felonía consumada fue la suya. En su defensa, no puede esgrimir su propia torpeza.
La legítima preocupación por los camaradas detenidos pierde entidad frente a la vulgaridad de la diatriba.
Reproduzco una opinión que hice pública la semana pasada. ”Ellos nacen y el viento los amontona; carecen de sustento propio. Todos cultores de un mismo pensamiento, de una única ideología. Necesitan alimentar el ego entre si, compartiendo las imbecilidades del otro. Se endiosan, se idolatran, se asumen depositarios de la verdad, la única. Rudos en el análisis procaz, precaria y limitada inteligencia que ante el fundamento lógico los induce a la huida, a la evasión, a refugiarse en el silencio del fanatismo, estación de la noción más básica y elemental que los aglutina. Al que le quepa el sayo, que se lo ponga”.

Y EL RESTO DE LOS CAMARADAS ASÍ:

 


YO COMO PRISIONERO, LE RESPONDO ASÍ:

 

Respetable camarada Serafín Sobral, agradezco inmensamente su noble y valiente propuesta cursada el día 18 del corriente mes a todas las Organizaciones Policiales, a favor de quienes estamos prisioneros imputados a como dé lugar, por los mal llamados delitos de lesa humanidad. Más allá de cualquier encuadre legal que requeriría como mejoramiento su propuesta, respondiéndole en forma veraz y sincera le aconsejo: APÁRTESE, NO PIERDA TIEMPO Y DISFRUTE LA VIDA JUNTO A SUS SERES QUERIDOS. La nuestra es una causa perdida y  nuestro fin esta sellado. En lo personal solo procuro que sea con dignidad, no arrodillándome, ni callándome en mis verdades. Así no sirva para nada, públicamente seguiré escupiéndoselas al rostro de los verdugos de los tres poderes gubernamentales . En donde me encuentro es un mundo paralelo de sombras, al que se llega sin importar si se es culpable o inocente. En él, si bien  se ven actos de nobleza y sacrificio, por los cuales la vida vale la pena ser vivida, en mayoría está presente la cobardía, la vileza y la indiferencia extrema de muchos camaradas.  Por supuesto  la hipocresía de las autoridades gubernamentales han sobrealimentado todos estos aspectos negativos que el ser humano también trae consigo, principalmente el miedo.

LOS  TEMEROSOS

De todas las épocas bien sabemos que “el hilo se corta por lo más delgado” y así hoy en mayoría en las prisiones hay presos adultos mayores que en algunos casos, al momento de los hechos, eran agentes recién ingresados. Mientras verdaderos responsables, cobardes jefes de la época, compraron su libertad pasando a ser informantes, PARA PEOR FALACES,  de fiscales militantes, que son torpes hasta para “engarronarlo” a uno. En el año 2011 sabiendo que me estaban involucrando en una causa un par de estos fiscales delincuentes, viajé a Bahía Blanca, me puse a disposición y me detuvieron recién 3 años después, en donde yo dije que iba a estar. En ese tiempo me dediqué a visitar camaradas ya presos y buscar ayuda para los mismos, tal como pretende hacer usted hoy. Solo respondieron unos pocos amigos contados con los dedos de las manos y de siempre estuvieron presentes miembros del COR  (Centro Oficiales Retirados) Filial Moron. El resto un horror por sus vergonzosas escusas e inclusive en algunos casos cuando el miedo los superaba se volvían hasta “desagradables”.

Prueba de ello hizo que recientemente luego de 2 notas, me censuraran en APROPOBA a pesar del eslogan que se puede leer en su sitio Web: (APROPOBA recuerda que siempre ha estado abierta a la publicación de camaradas respecto a cualquier tema que resulte de interés a la familia policial)

QUIZÁS FUIMOS

Le diré que un sinnúmero de vilezas similares a esta me llevaron a solicitar el día 27 de julio pasado, en forma voluntaria, mi destitución o exoneración. No necesito nada institucional, hoy mi legajo predominante es carcelario y con mi conciencia y el apoyo de mi familia me basta y sobra, enfrentar la iniquidad, por extrema que sea. Insisto con los prisioneros de todas las fuerzas, que deben ser ellos los que digan ¡BASTA! y que por el honor y la dignidad, no callen no hay que prestarse a este burdo y dantesco circo. Desgraciadamente la lucha, o la no lucha, es individual y en consecuencia estéril. Similar a ir a la guerra, o a un procedimiento de envergadura, de a uno. Afuera hay un grupo reducido de gente que valiente y sacrificadamente,  se manifiesta a nuestro favor, destacándose quienes no tienen familiares en prisión. Como le expresé este es un mundo paralelo de sombras,  mejor que no lo conozca en profundidad. Siga pensando que aún hoy somos honorables, valientes e idealistas, lo que quizás alguna vez fuimos.

Claudio Kussman

www.PrisioneroEnArgentina.com

Claudio@PrisioneroEnArgentina.com

@PrisioneroA

Septiembre 26, 2017

 

 

“Apresúrate; no te fíes de las horas venideras. El que hoy no está dispuesto, menos lo estará mañana”.

Ovidio (43 AC-17)

 

 


CAMARADAS -PARTE SEIS-

Share

 

 

 

Por Claudio Kussman.

 

 APROPOBA Y SUS PARADOJAS

 

PRIMERA PARADOJA

LA CENSURA

Luego de  la poco cordial nota “Digan ¡Basta! Carajo” (1) que publicáramos  el 21 de julio del corriente año,  el Comisario Mayor Hugo A. Vaccarezza de mi policía y miembro de la comisión directiva de  APROPOBA (2)  Asociación Profesional de Policías de la Provincia de Buenos Aires, en “Camaradas Primera Parte” (3)  dijo lo suyo. Su escrito poco favorable a quienes estamos en prisión imputados por los mal llamados delitos de lesa humanidad,   se lo respondí enviando a APROPOBA para su publicación la nota del 28 de julio, “Camaradas- Segunda Parte”  (4) y allí se produjo la primera paradoja de esta asociación conformada por policías retirados. No la publicaron, directamente la censuraron, vía  email,  a pesar de mis posteriores reclamos. Actuaron como muchas veces lo hacen los grandes medios, salvo puntuales excepciones, con quienes con derechos simulados estamos encerrados en este mundo paralelo, llamado cárcel. ¿Debo decir gracias Camaradas?

 

SEGUNDA PARADOJA

LA FALACIA

En la página Web  www.apropoba.com.ar  podemos ver que como una de las finalidades de su conformación, expresadas en el año 2001 por esta asociación policial, textualmente dice:

 

“Nadie nos defiende de los injustos ataques, nadie se ocupa de brindar una buena defensa en juicio de nuestros compañeros que en cumplimiento del deber se ven atrapados en los laberintos del derecho; nadie defiende los intereses de los hijos y las viudas de los caídos, ni de los heridos, ni de los lisiados. “La Sangre del Policía seca rápido”, tras cumplir con la hipocresía de las honras fúnebres ya nadie se acuerda del Héroe muerto, de su esposa, de sus hijos ni de sus camaradas que deben continuar en desventaja enfrentándose a diario con la delincuencia en inferioridad de condiciones”. APROPOBA LUCHARÁ PARA QUE ELLO NO OCURRA

Esta paradoja solo es una más de las tantas que tienen no solamente mi policía, sino todas las fuerzas de uniformados en nuestro país. Todo se reduce a heroicos enunciados del pasado. Más allá de esto, sus  miembros en amplia mayoría se encuentran inmersos en el silencio debido al miedo que no pueden llegar a dominar, ante el embate de los juicios por los mal llamados delitos de lesa humanidad. A estos también hay que sumarle los “escraches” que al mejor estilo de la Alemania nazi se llevan a cabo con frecuencia. Afortunadamente si bien contados con los dedos de las manos, también  existen las excepciones, entre las decenas de miles de retirados.

En lo personal con mi familia somos autosuficientes, nada necesito ni quiero de mis “camaradas” y así el 24 de julio solicité en forma voluntaria mi DESTITUCIÓN (5), como rechazo a generalizadas actitudes poco valerosas y nobles.

No concibo las mismas en instituciones de quienes en el pasado usamos un uniforme, sea del color que sea.  Teniendo con mi familia nuestra propia página Web, en la misma no imponemos límites de ningún tipo. Ante cualquier requerimiento, todo lo exponemos. Si publiqué en APROPOBA, fue a modo de alerta, para quienes sean detenidos a futuro. Las mismas, culpables o no, con pruebas legales o sin ellas,   se siguen produciendo, por más que se quiera evadir esa realidad, ya que “el curro de los derechos humanos” está más vigente que nunca.

 


 

 

El hombre más peligroso es aquel que tiene miedo”.

Karl Ludwig Börne (1786-1837)

 

 

Claudio Kussman

PrisioneroEnArgentina.com

Claudio@PrisioneroEnArgentina.com

@PrisioneroA

Agosto 09, 2017


 

1) https://prisioneroenargentina.com/index.php/2017/07/21/digan-basta-carajo/

2) www.apropoba.com.ar/

3) https://prisioneroenargentina.com/index.php/2017/07/26/camaradas/

4) https://prisioneroenargentina.com/index.php/2017/07/28/camaradas-segunda-parte/

5) https://prisioneroenargentina.com/index.php/2017/07/24/destitucion/

 


PrisioneroEnArgentina.com

Agosto 8, 2017


 

RESPUESTA A “HEROICOS DE PRIMERA Y HEROICOS DE SEGUNDA”

Share

 

 

Por Claudio Kussman

 

 

HEROICOS DE PRIMERA Y HEROICOS DE SEGUNDA

No voy a entrar en análisis sobre la procedencia o no de la detención del teniente coronel Emilio Nanni acusado de delitos de lesa humanidad; eso queda para la justicia y sus abogados defensores.

La cuestión de fondo para mí -en éste caso- son las heroicidades de primera y las de segunda.

He notado, por parte de sus seguidores, una exacerbación de sus intervenciones en la guerra de Malvinas y en la recuperación del regimiento La Tablada, lo cual no le quita méritos pero relativiza y categoriza otras obras épicas, otros héroes, otros valientes.

Nanni no ha hecho más que cumplir con el deber del soldado y ha tenido suerte, ha conservado la vida que le permite seguir teniendo protagonismo. Otros héroes no la tuvieron.

Ser militar implica pertenecer a una corporación y todo lo que ello supone, desde la propaganda tendenciosa hasta la victimización estratégica.

Las FF.AA argentinas no han tenido muchas oportunidades de combatir; necesitan nuevos paradigmas, de modo que han de saber explotar a sus escasos heridos en los acontecimientos bélicos de los últimos 40 o 45 años. Guerra de Malvinas y lucha antisubversiva fueron las dos únicas ocasiones de éste período.

De modo que los héroes de primera se construyen, por ejemplo mediante proclamas, denuncias, pedidos de asilo, o mostrándose en los medios para exhibir sus estigmas, sus cicatrices, las huellas del enemigo; en realidad se está vendiendo.

¿Y los héroes de segunda?

Bien, hay por decenas, muertos y mutilados pero no pertenecen a ninguna corporación que los transforme en valientes guerreros sociales. Son los policías.

Este, desgarrado, despersonalizado se va volviendo objeto, atascado en esa muchedumbre uniformada que es también su refugio, su sostén, su escondite. Se va deshilachando en palabras, en sudores, en lágrimas, para terminar siendo un espectro del fracaso, del sacrificio inútil, inconducente; de lo que la sociedad concibe como normal, como la regla general.

Y debo ser honesto con mis convicciones; lo que más me revela es que muchos de los sostenedores de aquellas heroicidades de primera, son precisamente quienes en algunos tramos de sus vidas, pertenecieron a esa pléyade de héroes de segunda. ¿Traidores o imbéciles?, para mí ambas cosas; porque subyugados por las subjetividades han perdido de vista el pasado.

Por todo esto es que hace un par de días dije: “que entre las veleidades de héroe de Nanni y la humildad moral de García García, me quedo con éste”.

Cuando digo humildad moral, no lo hago en términos de carencia; al contrario, lo que quiero decir es que un principio moral en el humilde servidor público que termina abatido, adquiere una relevancia que está por encima de cualquier valoración, o de cualquier personaje construido a la medida de las necesidades institucionales; por lo menos para mí.

La heroica intervención en un suceso que termina siendo la base de fundamentos extraños al mismo, desnaturalizan el valor superlativo de la entrega y se empieza a parecer mucho a la cobardía.

6 de mayo de 2017.

Hugo Alberto Vaccarezza

http://www.apropoba.com.ar/

ASOCIACIÓN PROFESIONAL DE POLICIAS DE LA PROVINCIA DE BUENOS AIRES

Estimado Comisario Mayor (R) Hugo Alberto Vaccarezza

USTED DICE: “sobre la procedencia o no de la detención del teniente coronel Emilio Nani acusado de delitos de lesa humanidad; eso queda para la justicia y sus abogados defensores”. Si bien “legalmente” es así, lamento que piense de esa forma, sobre este hombre-soldado o el resto de quienes estamos en prisión, y tenga fe en “la justicia”. Espero que nunca tenga que tratar con esta, tan plagada en estos casos por togados que son nada más y nada menos que peligrosos delincuentes y asesinos.  Además creo que este no es el momento para ver quién es más héroe que quien. Eso es cuestión de banales egos, que a pesar de estar en prisión debo ver a diario, como consecuencia de participar en esta publicación PrisioneroEnArgentina.com, que no es nada más que un grito contra la hipocresía, la iniquidad, y la estigmatización. Si con el policía, verdadero héroe anónimo y sumamente desprestigiado, no existe reconocimiento, es porque nosotros mismos miembros de esa institución, no lo exaltamos y dejamos que sea de “segunda”. Muchas veces por el mismo ego y también desidia, se deja que sus buenos actos  pasen desapercibidos. Nuestra lucha para que los dirigentes de turno lo reconozcan como de “primera”, tampoco ha sido muy importante que digamos, ¿no?  ¿Qué mayor prueba de estas mezquindades se da con el abandono institucional a quienes tuvieron la desgracia de caer cautivos imputados ilegalmente por los MAL LLAMADOS delitos de lesa humanidad? Salvo honrosas excepciones que se cuentan con los dedos de una mano, se huyó del “leproso enrejado”. En esto no me incluyo ya que no necesito, ni quiero apoyo alguno de nadie. Soy un solitario, con pleno conocimiento de cómo será mi fin.

La mejor prueba reciente de apatía colectiva, la da el caso de JOSE MADRID, nuestro hombre-policía, quien por circunstancias que no vienen al caso llegó al borde de la indigencia. Recibió ayuda de dos amigos-policías, mientras que los únicos que se apersonaron REITERADAMENTE en su prisión domiciliaria y lo están asistiendo, para que sobreviva son justamente la “Asociación de Abogados por la Justicia y la Concordia”, no SUS CAMARADAS INSTITUCIONALES. Hablar sobre “quien es más héroe que quien” es muy negativo por no ser el momento, dado que en las sombras, debemos convivir gente de diferentes fuerzas que como tales, y dijo “un amigo”, unos con otros nos consideramos “sapo de otro pozo”. Termino agregando que lo que sí importa ahora, en este mundo paralelo de encierro, no es quien disparó más veces a lo largo de su carrera, sino quien está preparado para morir dignamente de pie, y no silenciosamente de rodillas. Con la imputación que cargamos, nuestra condena solo es la muerte y en el tránsito a la misma, a más de los miembros más íntimos de la familia, todos estamos solos.

Cordialmente,

Claudio Kussman

“Al palpar la cercanía de la muerte, vuelves los ojos a tu interior y no encuentras

más que banalidad, porque los vivos, comparados con los muertos,

resultamos insoportablemente banales”.

Miguel Delibes (1920-2010)

 

 


PrisioneroEnArgentina.com

Mayo 8, 2017