LOS UNIFORMADOS CON SANGRE DE HORCHATA*

Share

Por CLAUDIO KUSSMAN.

En Chile, el día 6 del corriente, el CUERPO DE GENERALES Y ALMIRANTES EN RETIRO DE LA DEFENSA y los miembros de la CRUZADA PARA LA RECONCILIACIÓN NACIONAL Presentaron una querella criminal por “presuntos delitos de prevaricación y cuasidelito de homicidio”, contra el Ministro de Justicia y Derechos Humanos, HERNÁN LARRAÍN. La acción penal estuvo a cargo del abogado MAXIMILIANO MURATH MANSILLA, que los representa, considerándose que LARRAÍN ha tenido una actuación deshumanizada y negligente con los uniformados prisioneros en el Penal de Punta Peuco, por los bien o mal llamados delitos de lesa humanidad.  Esto se dio, porque en dicha cárcel días pasados murieron infectados con Coronavirus el ex coronel JAIME GARCÍA ZAMORANO y MIGUEL ESTAY REYNO (civil), más conocido como “El Fanta”. Tener éxito en la demanda, además de habilidad y perseverancia requerirá una gran cuota de suerte, pero por los menos los generales y almirantes chilenos habrán demostrado con su firma, que dan la cara, no abandonan a su gente, y son dignos del uniforme que vistieron. Están enfrentando a un gigantesco y poderoso GOLIATH, pero igual lo intentan.  Simultáneamente de este lado de la cordillera, donde los muertos por Covid son 6 y los abusos judiciales a diestra y siniestra se siguen dando sin pausa ¿Qué pasa? ABSOLUTAMENTE…NADA. Solo el silencio y un vacío de valores morales, EN TODOS LOS UNIFORMADOS. Se impone el miedo y el “sálvese quien pueda”. Eso sí, todo con un fondo de marchas marciales, y permanente recuerdo del fallecido y valiente Coronel MOHAMED ALI SEINELDÍN, a quien en 1987 dejaron solo y en consecuencia le dieron la baja en el Ejército. Por supuesto, se lo pondera casi anónimamente a través de los WhatsApp…PERO NADIE LO IMITA. Al contrario, aquellos que pueden se abrazan y hermanan con los terroristas que nos asesinaban sin piedad y los que no, silenciosos miran para otro lado, porque para ellos nosotros, desde el primer día que nos imputaron, dejamos de existir. ¿VIVA LA PATRIA?

Prisión de Punta Peuco, Chile, donde se alojan los imputados por los bien o mal llamados delitos de lesa humanidad.

NOTA DEDICADA A LOS UNIFORMADOS ARGENTINOS DEL PASADO,

PRESENTE Y FUTURO, DE LOS CUALES NADA QUIERO, NI NECESITO.

Claudio Kussman

Comisario Mayor (R) 

Policía Pcia. Buenos Aires

claudio@PrisioneroEnArgentina.com

www.PrisioneroEnArgentina.com

 

*TENER SANGRE DE HORCHATA: Se dice de aquellos que tienen un comportamiento apático, al contrario que la sangre, que es símbolo de vida. No reaccionar ante nada, aceptando todo. Son los que les resbalan o no les importan las cosas que ocurren a su alrededor, careciendo de interés e ímpetu.

 


COMUNICADO DE PRENSA

Hoy, a 6 de Septiembre del año 2021, en mi calidad de abogado y representante de algunas familias militares, he decidido patrocinar la querella criminal deducida por Don Rodolfo Codina Díaz, Oficial de la Armada en retiro, en representación del cuerpo de Generales y Almirantes en retiro de la Defensa y Don Luis Jara Espinoza, Oficial del Ejercito en retiro, en representación de la Cruzada para la Reconciliación Nacional, en contra del Ministro de justicia y Derechos Humanos Sr. Hernán Larraín Fernández, en calidad de autor por el delito de prevaricación administrativa en grado de consumado, en calidad de autor por el delito de cuasidelito de homicidio en grado de consumado y en relación a todos los demás delitos que aparezcan frutos de esta investigación y en contra de todos quienes resulten responsables.

Esta querella, tiene por fundamento la nula intervención del ministro en el Penal Punta Peuco, donde se ha desarrollado un grave problema sanitario por el Covid 19, obviando su posición de garante y responsable de las cárceles chilenas, practicando una discriminación arbitraria e ilegal al no aplicar medidas de salud pública en el penal. Tengo certeza de que el Poder Judicial sancionara conforme a Derecho y en virtud de su independencia debidamente a él o los responsables por tan manifiesta negligencia.

MAXIMILIANO MURATH MANSILLA

Abogado

 


PrisioneroEnArgentina.com

Setiembre 12, 2021


 

Muere Fernando Karadima, el exsacerdote que protagonizó el mayor escándalo de abusos de la Iglesia católica de Chile

Share

Fue el depredador sexual más famoso de Chile y muchos lo conocen simplemente por su apellido: Karadima. Fernando Karadima murió a los 90 años la noche del domingo en la residencia de ancianos de Santiago donde vivía.

Karadima

Fue expulsado del sacerdocio por el papa Francisco, una “decisión excepcional” que tomó el Vaticano por los abusos de menores cometidos por el religioso. En 2011 la misma Santa Sede había declarado a Fernando Karadima culpable de abusos sexuales y psicológicos reiterados cuando era párroco en una iglesia en la capital, Santiago.

Fue sentenciado a una vida de penitencia y oración, y se le prohibió tener contacto con antiguos feligreses o realizar cualquier acto eclesiástico de forma pública. La justicia chilena investigó a Karadima pero no fue a prisión ya que las acusaciones en su contra se remontaban a la década de los 80 y la primera mitad de los 90, por lo que esos delitos prescribieron.

Antes de estar en el centro del mayor escándalo de abusos sexuales en la historia chilena, Fernando Karadima era uno de los religiosos más prestigiosos del país. Era considerado un guía espiritual por muchos de los feligreses que asistían a sus misas en la parroquia de El Bosque, en la acomodada comuna de Providencia.

Ordenado sacerdote en 1958, Karadima había sido nombrado párroco titular de la iglesia del Sagrado Corazón de Jesús, en avenida El Bosque, en 1985, y trabajó allí hasta 2006. Sus misas y retiros tenían una alta convocatoria entre los sectores más influyentes de la comunidad chilena. De allí la sorpresa que causó cuando el prelado fue acusado por algunos feligreses y exsacerdotes de El Bosque de haber cometido abusos.

Las primeras denuncias se presentaron ante la Iglesia en 2004 pero se mantuvieron ocultas y el tema no se hizo público hasta varios años más tarde. Fue en 2010 cuando uno de los denunciantes, el médico James Hamilton, apareció en un programa de televisión e hizo una denuncia pública. Fue eso lo que llevó a la investigación canónica y a la apertura de un juicio criminal.

La periodista y académica Maria Olivia Monckeberg escribió la biografía “Karadima, el señor de los infiernos” (2011, Random House) sobre él. Monckeberg dijo en 2018 que el poder de Karadima residía en la red eclesiástica que había tejido.

Papa Francisco

“Él formó a unos 40 sacerdotes y a cuatro obispos,y esto hacía que fuera un hombre muy poderoso”, señaló.

¿Cuántos abusos cometió? “No se sabe, porque muchas de las víctimas no han hablado”, explicó Monckeberg, quien estima que algunos de esos 40 sacerdotes formados por Karadima podrían haber sufrido de abusos. “Él tomaba a estos niños jóvenes de familias acomodadas, que muchas veces estaban pasando por situaciones críticas en su vida familiar -por ejemplo la muerte de un progenitor o la separación de los padres-, y los acogía”, relató la autora. Existía un endiosamiento terrible del personaje. Le decían El santo o El santito. Era un pensamiento casi de secta”, reveló.

Las denuncias de Hamilton y de otras víctimas que hablaron públicamente, como Juan Carlos Cruz y José Andrés Murillo, llevaron a que Karadima pasara a ser considerado uno de los peores depredadores sexuales en la historia de Chile.

La inusual decisión del Vaticano de expulsarlo del sacerdocio reflejó la gravedad de sus crímenes y algunas de sus víctimas agradecieron al papa su decisión. Sin embargo, hay quienes, como Monckeberg, consideran que la reacción de la Santa Sede fue demasiado lenta.


PrisioneroEnArgentina.com

Julio 27, 2021


PROCLAMA. CUARTEL GENERAL EN VALPARAÍSO, 22 DE JULIO DE 1820

Share

 

A los habitantes de las Provincias del Río de la Plata

Compatriotas: se acerca el momento en que debo seguir el destino que me llama; voy a emprender la grande obra de dar la libertad al Perú. Mas antes de mi partida, quiero deciros algunas verdades, que sentiría las acabéis de conocer por experiencia. También os manifestaré las quejas que tengo, no de los hombres imparciales y bien intencionados, cuya opinión me ha consolado siempre, sino de algunos que conocen poco sus propios intereses y los de su país, porque al fin la calumnia, como todos los crímenes, no es sino obra de la ignorancia y del discernimiento pervertido (1).

Vuestra situación no admite disimulo. Diez años de constantes sacrificios sirven hoy de trofeo a la anarquía; la gloria de haberlos hecho es mi pesar actual, cuando se considera su poco fruto. Habéis trabajado un precipicio con vuestras propias manos y, acostumbrados a su vista, ninguna sensación de horror es capaz de deteneros.

El genio del mal os ha inspirado el delirio de la federación: esta palabra está llena de muertes, y no significa sino ruina y devastación. Yo apelo sobre esto a vuestra propia experiencia y os ruego que escuchéis con franqueza de ánimo la opinión de un general que os ama, y que nada espera de vosotros. Yo tengo motivos para conocer vuestra situación, porque en los dos ejércitos que he mandado me ha sido preciso averiguar el estado político de las provincias que dependían de mí. Pensar en establecer el gobierno federativo en un país casi desierto, lleno de celos y de antipatías locales, escaso de saber y de experiencia en los negocios públicos, desprovisto de rentas para hacer frente a los gastos del Gobierno General, fuera de los que demanda la lista civil de cada Estado: es un plan cuyos peligros no permiten infatuarse, ni aun con el placer efímero que causan siempre las ilusiones de la novedad.

Compatriotas, yo os hablo con la franqueza de un soldado. Si dóciles a la experiencia de diez años de conflictos no dais a vuestros deseos una dirección más prudente, temo que, cansados de la anarquía, suspiréis al fin por la opresión y recibáis el yugo del primer aventurero feliz que se presente, quien, lejos de fijar vuestros destinos, no hará más que prolongar vuestra incertidumbre.

Voy ahora a manifestar las quejas que tengo, no porque el silencio sea una prueba difícil para mis sentimientos, sino porque yo no debo dejar en perplejidad a los hombres de bien, ni puedo abandonar eternamente a la posteridad el juicio de mi conducta, calumniada por hombres en quienes la gratitud algún día recobrará sus derechos.

Yo servía en el ejército español en 1811. Veinte años de honrados servicios me habían traído alguna consideración, sin embargo de ser americano; supe la revolución de mi país y, al abandonar mi fortuna y mis esperanzas, sólo sentía no tener más que sacrificar al deseo de contribuir a la libertad de mi patria. Llegué a Buenos Aires a principios de 1812 y desde entonces me consagré a la causa de América: sus enemigos podrán decir si mis servicios han sido útiles.

En 1814 me hallaba de gobernador en Mendoza; la pérdida de este país dejaba en peligro la provincia de mi mando. Yo la puse luego en estado de defensa, hasta que llegase el tiempo de tomar la ofensiva. Mis recursos eran escasos y apenas tenía un embrión de ejército, pero conocía la buena voluntad de los cuyanos y emprendí formarlo bajo un plan que hiciese ver hasta qué grado puede apurarse la economía para llevar al cabo las grandes empresas.

En 1817, el Ejército de los Andes está ya organizado. Abrí la campaña de Chile y el 12 de febrero mis soldados recibieron el premio de su constancia. Yo conocí que desde este momento excitaría celos mi fortuna y me esforcé, aunque sin fruto, a calmarlos con moderación y desinterés.

Todos saben que, después de la batalla de Chacabuco, me hallé dueño de cuanto puede dar el entusiasmo a un vencedor. El pueblo chileno quiso acreditarme su generosidad ofreciéndome todo lo que es capaz de lisonjear al hombre; el mismo es testigo del aprecio con que recibí sus ofertas y de la firma con que rehusé admitirlas.

Agosto 20, 1820 – El general don José de San Martín, junto a la expedición libertadora, partieron desde Valparaíso, rumbo al Perú

Julio 28, 1821 – San Martín, desde un palco en la plaza mayor de Lima, declaro: “El Perú es desde este momento libre e independiente por la voluntad de los pueblos y de la justicia de su causa que Dios defiende”, Levantando la bandera roja y blanca, fue aclamado por la multitud. Desde esa misma ciudad, San Martín le escribe a O´Higgins sus pensamientos: “Al fin, con paciencia y movimientos, hemos reducido á los enemigos á que abandonen la capital de los Pizarros : – al fin nuestros desvelos han sido recompensados con los santos fines de ver asegurada la independencia de la América del Sud. – El Perú es libre. – En conclusión, ya yo preveo el término de mi vida pública, y voy a tratar de entregar esta pesada carga a manos seguras, y retirarme a un rincón a vivir como hombre”.

Sin embargo de esto, la calumnia trabajaba contra mí, con una perfecta actividad, pero buscaba las tinieblas porque no podía existir delante de la luz. Hasta el mes de enero próximo pasado, el general San Martín merecía el concepto público en las provincias que formaban la Unión y, sólo después de haber formado la anarquía, ha entrado en el cálculo de mis enemigos el calumniarme sin disfraz y recurrir sobre mi nombre los improperios más exagerados.

Pero yo tengo derecho a preguntarles: ¿qué misterio de iniquidad ha habido en esperar la época del desorden para denigrar mi opinión? ¿Cómo son conciliables las suposiciones de aquéllos con la conducta del Gobierno de Chile y la del Ejército de los Andes? El primero, de acuerdo con el Senado y voto del pueblo, me ha nombrado jefe de las fuerzas expedicionarias, y el segundo me reeligió por su general en el mes de marzo, cuando, trastornada en las Provincias Unidas la autoridad central, renuncié el mando que había recibido de ellas, para que el ejército, acantonado entonces en Rancagua, nombrase al jefe a quien quisiera voluntariamente obedecer.

Si tal ha sido la conducta de los que han observado de cerca mis acciones, no es posible explicar la de aquellos que me calumnian desde lejos sino corriendo el velo que oculta sus sentimientos y sus miras. Protesto que me aflige el pensar en ellas, no por lo que me toca a mi persona, sino por los males que amenazan a los pueblos que se hallan bajo su influencia.

Compatriotas, yo os dejo con el profundo sentimiento que causa la perspectiva de vuestras desgracias. Vosotros me habéis recriminado aun de no haber contribuido a aumentarlas, porque éste habría sido el resultado si yo hubiese tomado una parte activa en la guerra contra los federalistas. Mi ejército era el único que conservaba su moral, y lo exponía a perderla abriendo una campaña en que el ejemplo de la licencia armase mis tropas contra el orden. En tal caso, era preciso renunciar la empresa de libertar el Perú y, suponiendo que la suerte de las armas me hubiese sido favorable en la guerra civil, yo habría tenido que llorar la victoria con los mismos vencidos. No, el general San Martín jamás derramará la sangre de sus compatriotas y sólo desenvainará la espada contra los enemigos de la independencia de Sud América.

En fin, a nombre de vuestros propios intereses, os ruego que aprendáis a distinguir los que trabajan por vuestra salud de los que meditan vuestra ruina: no os expongáis a que los hombres de bien os abandonen al consejo de los ambiciosos. La firmeza de las almas virtuosas no llega hacia el extremo de sufrir que los malvados sean puestos a nivel con ellas y ¡desgraciado el pueblo donde se forma impunemente tan escandaloso paralelo!

¡Provincias del Río de la Plata! El día más célebre de nuestra revolución está próximo a amanecer. Voy a dar la última respuesta a mis calumniadores: yo no puedo hacer más que comprometer mi existencia y mi honor por la causa de mi país. Y sea cual fuere mi suerte en la campaña del Perú, probaré que, desde que volví a mi patria, su independencia ha sido el único pensamiento que me ha ocupado, y que no he tenido más ambición que la de merecer esl odio de los ingratos y el aprecio de los hombres virtuosos.

José de San Martín

 

Si alguno comenta que los gobernantes que hemos padecido hasta la fecha, han tenido esta característica, perdonen, “no les creo”.        

                                                                                                           

PATRICIO ANDERSON

1)  San Martín se refiere a las duras críticas, de las que fue objeto, por su sabia decisión  de mantener al Ejército al margen del conflicto  entre Buenos Aires y el Litoral.

 


PrisioneroEnArgentina.com

Junio 11, 2021


 

Chile: ¿Cómo comenzó el conflicto de las violentas protestas?

Share

.

La cifra de muertos en las protestas antigubernamentales de Chile ha aumentado a 13, después de que un presunto saqueador fuera electrocutado en un supermercado de Santiago.

Un aumento de la tarifa del subte (metro) que comenzó el 6 de octubre llevó a los estudiantes de secundaria a saltar torniquetes en las estaciones de metro en Santiago, la capital, a principios de este mes. Lo promovieron como un acto de desobediencia civil usando el hashtag #EvasionMasiva, o “Mass Evasion”, en las redes sociales.

A medida que el esquivar el pago del pasaje se volvió desenfrenado, algunas estaciones de metro cerraron y la policía actuó contra los pasajeros que habían saltado sobre los torniquetes. Ese fue el catalizador de las grandes protestas callejeras que pronto se convirtieron en mucho más que utilizar el transporte sin pagar.

En 2006, el 20% más rico ganó 10 veces más que el 20% más pobre, según una encuesta del gobierno. En 2017, esa cifra había caído a 8,9, lo que indica que la brecha de ingresos entre ricos y pobres se había reducido ligeramente.

Muchos chilenos pobres y de clase media dijeron que estaban hartos del creciente costo de los servicios públicos, los salarios estancados y las pensiones insignificantes en una nación que durante mucho tiempo se ha anunciado a sí misma como bien dirigida y próspera.

La economía chilena se ha visto sacudida este año por las tensiones comerciales mundiales, la caída del precio del cobre (su principal exportación) y el aumento de los precios del petróleo. Pero ha crecido a un ritmo razonablemente saludable y está en mucho mejor forma que las economías de algunos de sus vecinos, principalmente Argentina. Sin embargo, la desigualdad sigue profundamente arraigada en Chile. Y muchos chilenos se sienten abandonados mientras se endeudan para superar el mes y luchan por planear la jubilación.

Lo que comenzó como un acto de desobediencia civil liderado por estudiantes se ha convertido alegato sobre la desigualdad, las políticas económicas de Chile bajo su gobierno de centro-derecha y las aspiraciones de los chilenos.

Los chilenos que se han enfrentado a la policía, a los que han vencido a ollas y sartenes en casa, y en las calles en una muestra de solidaridad, se quejan de bajos salarios, pensiones miserables y costos de transporte y servicios públicos cada vez más caros.

Mientras los saqueos y el vandalismo se extendieron rápidamente, un sorprendido Presidente Piñera declaró el estado de emergencia y puso a los militares a cargo de la reposición del orden. 

ANDES ASESINOS

Share

En 1972, Roberto Canessa era un estudiante de medicina de 19 años que acompañaba a su equipo de rugby en un viaje desde Uruguay para asistir a un partido en las cercanías de Chile. Para llegar allí, necesitaban volar un pequeño avión sobre las escarpadas montañas de los Andes. Pero después de entrar en una turbulencia severa, el piloto cometió un error y comenzó a descender mientras aún estaban sobre las montañas. En unos pocos segundos, el avión se estrelló contra un pico nevado.

Canessa sobrevivió al accidente del vuelo 571 de la Fuerza Aérea uruguaya, pero fue uno de los pocos que lo hizo. Docenas de pasajeros estaban muertos o en estado grave con huesos rotos o pedazos de escombros incrustados en su cuerpo.

Con el correr de los días, varios pasajeros más murieron por la exposición en la ladera helada de la montaña o por sus heridas. Y una noche, una avalancha se estrelló sobre los sobrevivientes y arrasó con la muerte de otras ocho personas.

Canessa

Canessa y los otros sobrevivientes hicieron todo lo posible para combatir a los elementos. Hicieron mantas con los asientos del avión y usaron aluminio del avión para derretir la nieve y así tener algo de beber. Pero lo único que no pudieron encontrar fue comida.

En su desesperación, recurrieron a la única fuente de sustento que tenían disponible: los cuerpos de sus amigos muertos. En su libro I Had To Survive, Canessa presenta su relato de la terrible experiencia: “Tenías que comer estos cadáveres, y eso fue todo. Sin embargo, la decisión de aceptarlo intelectualmente es solo un paso. El siguiente paso es hacerlo realmente”.

Como muchos de los sobrevivientes, Canessa luchó con la idea de comer carne humana. “Eso fue muy duro. Tu boca no quiere abrirse porque te sientes muy triste y triste por lo que tienes que hacer “.

Pero parece que él y los otros sobrevivientes se consolaron con la idea de que hubieran estado dispuestos a sacrificar sus cuerpos si fuera necesario. Según Canessa, “hicimos un pacto de que, si moríamos, estaríamos felices de poner nuestros cuerpos al servicio del resto del equipo”.

Alimetarse de los fallecidos creó una profunda sensación de vínculo espiritual entre los sobrevivientes, no solo para los que quedaron, sino también para los muertos cuyo sacrificio les permitió continuar. Para Canessa, la decisión de comer sus cuerpos le dio sustento espiritual y también alimento físico. “Siento que compartí una parte de mis amigos no solo material sino espiritualmente porque su voluntad de vivir nos fue transmitida a través de su carne”, afirmó.

Canessa acredita esa voluntad de vivir con su supervivencia. Y la comida que proporcionaron los muertos ciertamente lo sostuvo mientras él y otros dos hombres se embarcaban en una larga caminata a través de las montañas para buscar ayuda.

Los hombres caminaron durante 10 días a temperaturas bajo cero antes de finalmente encontrar el rescate. De las 45 personas a bordo del vuelo 571 de la Fuerza Aérea Uruguaya, solo 16 sobrevivieron a la terrible experiencia de dos meses en las montañas. Su supervivencia se conoció como el “Milagro en los Andes” e inspiró numerosos libros y películas, incluido Alive.

Roberto Canessa llevó su experiencia a una carrera como cardiólogo pediátrico. “Es mi venganza por la muerte”, dice, “le digo a la madre:” Tienes que escalar una gran montaña. Estuve allí antes. ¡Pero la alegría … que te espera del otro lado es espectacular! ”

 


PrisioneroEnArgentina.com

Octubre 13, 2019


 

Independencia Chilena

Share

 

La Independencia de Chile fue un proceso que se extendió desde 1810 hasta 1818 y que llevó a la emancipación de la capitanía general de Chile de la Monarquía española y a la creación de la nueva nación chilena.

Derivado de los hechos ocurridos en España y la incertidumbre política originada el capitán general de Chile, el criollo nacido en Santiago, Mateo De Toro y Zambrano, fue forzado por los liberales a convocar cabildo abierto para discutir cómo actuar ante estos graves hechos. Para ello, el 18 de septiembre de 1810, fue creada la Junta Provisional Gubernativa del Reino en el Real Tribunal del Consulado de Santiago, al estilo de otras que se habían organizado en otras ciudades Hispanoamericanas. Esta Junta juró lealtad al rey Fernando VII y al Consejo de Regencia de Cádiz.

Las instituciones virreinales de momento siguieron funcionando normalmente. En dicha Junta el capitán general le cedió el poder a siete de los vecinos más importantes de la ciudad pero poco después,  Toro y Zambrano falleció y fue sustituido por Juan Martínez de Rozas que convocó elecciones para la creación de un Congreso Nacional, algo que no gustó a la Real Audiencia que lo consideraba secesionista e ilegal. El coronel Tomás de Figueroa lanzó una rebelión contra la Junta en el conocido Motín de Figueroa, el 1 de abril de 1811, que fue rápidamente sofocado. Esta derrota supuso un duro golpe al partido monarquista que por esta acción perdió el apoyo popular y provocó la disolución de la Real Audiencia, claramente españolista. Tras las elecciones de representantes se celebró el Primer congreso nacional de Chile el 4 de julio de 1811 que se reuniría hasta el 2 de diciembre. Pero duró poco, fue disuelto por un golpe de estado organizado por José Miguel Carrera.

Un 12 de febrero, pero de 1818, se firmó el acta de independencia de Chile que liberaba a los nacionales del dominio español. Sin embargo, los festejos patrios se toman el país en septiembre, donde se conmemora una fecha 8 años antes. 

Alejandro San Francisco, profesor de historia de la Universidad Católica y de la casa de estudio San Sebastián, hay una explicación. “La verdad es que se discute cuál es la fecha exacta de la independencia, ya que hay tres fechas relevantes, el 18 de septiembre, el 12 de Febrero y el 5 de Abril”. La celebración del 18 de septiembre tiene que ver, dice el especialista, con que en ese día de 1810 fue la primera junta nacional de gobierno que se organizó a través de un cabildo abierto para iniciar el proceso de independencia. Luego, 8 años más tarde, se ratificó con la declaración de la independencia de 1818. Además, agregó, “el 18 de septiembre de 1811 se celebró el primer aniversario, lo que revela que ya se estaba celebrando la fecha”.

Inicialmente su orientación ideológica fue moderada pero el 4 de septiembre mediante un golpe se tiñó de un tinte más radical y secesionista. Se aprobaron nuevas leyes de tinte liberal y comenzaron a formarse bandos que preferían un centralismo en Santiago y otros que optaban por un mayor peso de las provincias. También se fueron definiendo ideologías más cercanas al absolutismo y otras que exigían democracia.  Estas diferencias llevaron a un nuevo golpe de estado el 15 de noviembre de 1811 por parte de José Miguel Carrera que instauró una dictadura, que no era rupturista, pero sí sentaba las bases para una autonomía de España bajo el paraguas de la Monarquía española. Creó los primeros símbolos nacionales chilenos como la bandera, el escudo y la escarapela de la Patria Vieja. También puso en circulación el primer periódico chileno, la Aurora de Chile, en el que se difundían ideas liberales y de la ilustración y se buscaba el reconocimiento internacional de Chile. Todos estos hechos llevaron al virrey del Perú José Abascal a enviar en 1813 una expedición a Concepción al mando de Antonio Pareja contra el ejército de Carrera, que fue hecho prisionero muy pronto y sustituido por Bernardo de O’Higgins que tomó el mando en noviembre de 1813. Pareja fue sustituido por Gabino Gaínza que intentó atacar directamente Santiago pero fue frenado por O’Higgins que lo interceptó en su camino y le obligó a retirarse.

O’Higgins
San Martín

El virrey del Perú ofreció la paz a los secesionistas a cambio de que enviasen representantes a las Cortes de Cádiz y que dejasen retornar a Perú las tropas enviadas. También se comprometió a no intervenir en Chile. Se llegó a un acuerdo conocido como el Tratado de Lircay pero el restablecimiento de la Monarquía Absoluta en 1814 dio al traste con todo. Fernando VII anuló todos los documentos creados y emitidos por las cortes liberales de Cádiz. Los chilenos, tras estos enfrentamientos, se mostraron más propensos a la independencia y en sus distintas tendencias se unieron para hacer frente a una nuevo ejército enviado desde el Perú y comandado por Mariano Osorio. Los independentistas fueron derrotados en el hecho conocido como el Desastre de Rancagua provocando la huída del gobierno y sus juntistas a Argentina para evitar la represión que se dio en Santiago e iniciando el período de Reconquista.

El gobernador de Mendoza, José de San Martín, recibió a los exiliados chilenos tras la derrota de Rancagua y levantó a la cabeza del grupo a su compañero Bernardo de O’Higgins, dejando de lado a los Carrera, a los que responsabilizaba de la situación. Los planes de San Martín de ocupar Lima se encontraban con el problema de Chile, con el que contaba que estaría a su favor. Ahora tendría que conquistar primero esta tierra antes de continuar con su plan de conquista. Durante varios meses estuvieron en Mendoza preparando a los nuevos soldados y en enero de 1817 comenzó al llamado “Cruce de los Andes” por un ejército de 4000 soldados. Se reunieron en el poblado de Curimón el 8 de febrero, al norte de Santiago. La primera batalla entre secesionistas y realistas no tardó en darse. Fue el 12 de febrero y las tropas de San Martín vencieron a las de Rafael Maroto en la batalla de Chacabuco dejando el camino libre hacia Santiago. Allí San Martín fue nombrado por aclamación de los liberales nuevo gobernador de Chile, pero éste no aceptó el cargo, le interesaba mucho más conquistar Lima, y convocó un cabildo en el que se nombró al general Bernardo O’Higgins Director Supremo de Chile el 16 de febrero de 1817.

El virreinato del Perú respondió enviando de nuevo una expedición al mando de Mariano Osorio que derrotó a O’Higgins el 19 de marzo de 1818 en la batalla de Cancha Rallada lo que le llevó a renunciar al mando de las tropas chilenas entregándoselo a San Martín que lograría derrotar a Osorio en la batalla de Maipú el 5 de abril.  Con esta victoria secesionista Santiago quedaría protegido de nuevos ataques realistas consolidándose así la independencia, que fue jurada el 12 de febrero de 1818.

 


PrisioneroEnArgentina.com

Septiembre 17, 2019


 

Independencia Argentina: 9 de Julio de 1816

Share

 

En 1815 comenzaron a ser electos los diputados de las provincias que se concentrarían en Tucumán para inaugurar un nuevo congreso constituyente, luego de la Asamblea del año XIII que había conseguido trascendentes avances. Entre las instrucciones que las provincias daban a sus diputados, se encontraba la de “declarar la absoluta independencia de España y de los reyes de ese país”.

El 24 de marzo de 1816 fue inaugurado el Congreso en Tucumán. El uruguayo-argentino Pedro Medrano fue su presidente provisional y los diputados presentes juraron defender la religión católica y la integridad territorial de las Provincias Unidas. Entre otros diputados, se encontraban Paso, Pueyrredón, Godoy Cruz, Laprida, Bulnes, Serrano y Malabia. Entretanto, el gobierno no podía resolver los problemas planteados: la propuesta alternativa de Artigas, los planes de San Martín para reconquistar Chile, los conflictos con Güemes y la invasión portuguesa a la Banda Oriental, entre otros.

Finalmente, cuando San Martín llamaba a terminar definitivamente con el vínculo colonial, una comisión de diputados propuso un amplio temario para su tratamiento. El 9 de julio de 1816 tocaba deliberar sobre la libertad e independencia del país. Se leyó el texto del acta y se preguntó a los presentes si querían que las provincias se declararan en libertad, escuchándose una a una las respuestas afirmativas y, más tarde, el coro unánime del …

“Nos los representantes de las Provincias Unidas en Sud América, reunidos en congreso general, invocando al Eterno que preside el universo, en nombre y por la autoridad de los pueblos que representamos, protestando al Cielo, a las naciones y hombres todos del globo la justicia que regla nuestros votos: declaramos solemnemente a la faz de la tierra, que es voluntad unánime e indubitable de estas Provincias romper los violentos vínculos que los ligaban a los reyes de España, recuperar los derechos de que fueron despojados, e investirse del alto carácter de una nación libre e independiente del rey Fernando séptimo, sus sucesores y metrópoli. Quedan en consecuencia de hecho y de derecho con amplio y pleno poder para darse las formas que exija la justicia, e impere el cúmulo de sus actuales circunstancias. Todas, y cada una de ellas, así lo publican, declaran y ratifican comprometiéndose por nuestro medio al cumplimiento y sostén de esta su voluntad, baxo el seguro y garantía de sus vidas haberes y fama. Comuníquese a quienes corresponda para su publicación. Y en obsequio del respeto que se debe a las naciones, detállense en un manifiesto los gravísimos fundamentos impulsivos de esta solemne declaración.” 

Siempre las acciones valen más que mil palabras, pero algunas citas merecen ser recordadas.

No es lo mismo vestir el uniforme militar, que serlo.
Manuel Belgrano
¿Creen que los hijos del país puedan volver a las
cadenas? ¿No conocen los enemigos que, aún cuando
logren nuestro exterminio, nuestros hijos han de vengar
la muerte de sus padres?
Mariano Moreno
No esperemos recompensa de nuestra fatiga y desvelos, y sí solo enemigos. Cuando no existamos, nos harán
justicia.
José de San Martín
Renuncio a mi sueldo de vocal de la Primera Junta de
Gobierno porque mis principios así me lo exigen.

Manuel Belgrano

 


PrisioneroEnArgentina.com

Julio 9, 2019


 

Apagón masivo afecta a América Latina

Share

 

La falla en la interconexión eléctrica ha dejado a millones en Argentina, Paraguay, parte de Brasil  y Uruguay sin electricidad.

Argentina y Uruguay estaban trabajando para restablecer la energía después de que una falla masiva de energía dejara a grandes franjas de países latinoamericanos en la oscuridad. Gran parte del problema afecta a Paraguay y zonas de Brasil.

La principal empresa energética de Argentina, Edesur, dijo en Twitter que estaba “comenzando a restablecer” la electricidad y que la electricidad había regresado a 34,000 clientes hasta el domingo por la mañana.

“El retorno de la generación de electricidad al sistema interconectado de la Capital Federal y el Gran Buenos Aires ha comenzado”, dijo, y señaló que el proceso tomaría varias horas.

A media mañana, las calles estaban prácticamente vacías en una Buenos Aires lluviosa, la capital argentina, aunque algunas tiendas estaban abiertas y operaban con generadores, mientras que Montevideo, la capital uruguaya, estaba casi completamente sin electricidad con solo algunos semáforos en funcionamiento.

“Una falla masiva en el sistema de interconexión eléctrica dejó a toda Argentina y Uruguay sin energía”, escribió Edesur anteriormente en Twitter.

Un sitio web argentino, informó el domingo que todos los trenes habían sido suspendidos.

“Nunca antes había ocurrido algo así”, dijo Alejandra Martínez, una portavoz de Edesur.

El sistema de Uruguay se cerró a las 7:06 am (10:06 GMT), según la eléctrica uruguaya UTE, que atribuyó la interrupción a “una falla en la red argentina”.

Más de una hora después del apagón, UTE dijo que su sistema estaba siendo devuelto “de cero”.

“Ya hay ciudades costeras con servicio y el trabajo continúa hacia la restauración general”, dijo.

Argentina, con 44 millones de habitantes, y Uruguay, con 3,4 millones, tienen una red eléctrica común centrada en la presa binacional Salto Grande, a 450 kilómetros al norte de Buenos Aires. Otra compañía eléctrica argentina confirmó que el fallo dejó sin electricidad a lo largo de Argentina, sin especificar la causa.

Varias provincias argentinas se vieron obligadas a retrasar temporalmente las elecciones locales como resultado del apagón.

La causa de la interrupción aún no estaba clara a última hora de la mañana, pero la agencia de energía de Argentina dijo en un comunicado que había iniciado una investigación.

También se informó el domingo que Brasil y Chile también se habían visto afectados.

Transeúntes dejaron saber que algunos semáforos y trenes estaban funcionando en la capital, pero que el poder eléctrico no se había restaurado por completo.

“La mayor parte del país se ha paralizado, no solo por este apagón masivo sino también por las enormes tormentas que han azotado a Argentina en los últimos días. Ha estado lloviendo sin parar”, dijo un funcionario de la compañía proveedora del servicio.

“Es por eso que el gobierno está diciendo que el principal problema ha ocurrido en la represa hidroeléctrica Yacyreta, ubicada en el noreste de Argentina, cerca de la frontera con Paraguay, y que las tormentas habían afectado a la represa y por eso la mayor parte de Argentina y Uruguay se han quedado sin electricidad.”

 


PrisioneroEnArgentina.com

Junio 16, 2016


 

SERVIR Y PROTEGER, No importa a quien…

Share

 

Este es el video del rescate del domingo en una casa en San Felipe, a unos 90 kilómetros al noroeste de Santiago de Chile, muestra al teniente Giovanni Domke trepando por una cerca y acercándose a un can en problemas y herido. Domke tomó cuidadosamente la lona de las patas traseras del canino marrón y tan pronto como la mascota queda libre, inmediatamente el oficial recibe su recompensa. Según los medios locales, los vecinos llamaron a las autoridades cuando escucharon al perro quejarse.


PrisioneroEnArgentina.com

Marzo 6, 2019


 

La Guerra del Pacífico

Share

 

Como la mayoría de las guerras anteriores y posteriores, la Guerra del Pacífico (1879 – 1883) fue sobre dinero: depósitos de nitrato y guano (ambos se usaron en fertilizantes) en el desierto de Atacama, en este caso. Aunque Perú y Bolivia eran dueños de las tierras donde se encontraban la mayoría de las minas de nitrato, las minas en sí eran de Chile y eran operadas por ellos. Esto condujo a disputas sobre impuestos, que a su vez dieron lugar a una guerra total entre Chile por un lado, Perú y Bolivia por el otro.

La guerra comenzó lentamente, pero una vez que Chile movilizó su armada, rápidamente establecieron la supremacía sobre las fuerzas más primitivas peruanas y bolivianas. La batalla terrestre subsiguiente fue de corta duración, especialmente para Bolivia, que se rindió desde 1880. Perú se mantuvo por más tiempo y las fuerzas chilenas llegaron hasta Lima, ciudad que ocuparon en 1881. Siguieron dos años de guerra de guerrillas, pero finalmente un tratado se firmó en 1883.
No solo se perdieron 13 000 vidas, sino que tanto Perú como Bolivia cedieron enormes franjas de territorio a Chile. Chile se benefició enormemente de la guerra y Perú sufrió mucho, pero tal vez las mayores pérdidas fueron bolivianas: abandonaron todos sus territorios costeros, incluido el puerto principal de Antofagasta, en la guerra y han estado sin salida al mar desde entonces.

El conflicto que involucró a Chile, Bolivia y Perú, que resultó en la anexión chilena de valioso territorio disputado en la costa del Pacífico. Surgió de una disputa entre Chile y Bolivia sobre el control de una parte del Desierto de Atacama que se encuentra entre los paralelos 23 y 26 en la costa del Pacífico de América del Sur. El territorio contenía valiosos recursos minerales, particularmente nitrato de sodio.

Las fronteras nacionales en la región nunca habían sido establecidas definitivamente; los dos países negociaron un tratado que reconocía el paralelo 24 como su límite y que le daba a Chile el derecho de compartir los impuestos de exportación sobre los recursos minerales del territorio de Bolivia entre los paralelos 23 y 24. Pero Bolivia posteriormente se sintió insatisfecha por tener que compartir sus impuestos con Chile y temía la toma de la región costera donde los intereses chilenos ya controlaban la industria minera.

El interés de Perú en el conflicto se derivó de su tradicional rivalidad con Chile por la hegemonía en la costa del Pacífico. En 1873, Perú acordó secretamente con Bolivia una garantía mutua de sus territorios e independencia. En 1874, las relaciones entre Chile y Bolivia fueron mejoradas por un tratado revisado en virtud del cual Chile renunció a su cuota de impuestos a la exportación de minerales enviados desde Bolivia, y Bolivia acordó no aumentar los impuestos a las empresas chilenas en Bolivia durante 25 años. La amistad se rompió en 1878 cuando Bolivia intentó aumentar los impuestos de la Compañía Chilena de Nitrato de Antofagasta sobre las protestas del gobierno chileno. Cuando Bolivia amenazó con confiscar las propiedades de la compañía, las fuerzas armadas chilenas ocuparon la ciudad portuaria de Antofagasta el 14 de febrero de 1879. Bolivia luego declaró la guerra a Chile y pidió ayuda a Perú. Chile declaró la guerra tanto a Perú como a Bolivia (5 de abril de 1879).

Chile ocupó fácilmente la región costera boliviana (provincia de Antofagasta) y luego tomó la ofensiva contra el Perú más poderoso. Las victorias navales en Iquique (21 de mayo de 1879) y en Angamos (8 de octubre de 1879) permitieron a Chile controlar los accesos marítimos a Perú. Un ejército chileno invadió el Perú. Un intento de mediación de los Estados Unidos fracasó en octubre de 1880, y las fuerzas chilenas ocuparon -como se mencionó anteriormente- la capital peruana de Lima el siguiente enero. La resistencia peruana continuó por tres años más, con el aliento de los Estados Unidos. Finalmente, el 20 de octubre de 1883, Perú y Chile firmaron el Tratado de Ancón, por el cual la provincia de Tarapacá fue cedida a este último.

Chile también ocuparía las provincias de Tacna y Arica durante 10 años, después de lo cual se celebraría un plebiscito para determinar su nacionalidad. Pero los dos países fallaron durante décadas para acordar qué términos se llevaría a cabo el plebiscito. Esta disputa diplomática sobre Tacna y Arica fue conocida como la Cuestión del Pacífico. Finalmente, en 1929, a través de la mediación de los Estados Unidos, se llegó a un acuerdo mediante el cual Chile mantuvo a Arica; Perú volvió a adquirir Tacna y recibió $ 6 millones de la moneda americana en concepto de indemnización y otras concesiones.
Durante la guerra, el Perú sufrió la pérdida de miles de personas y muchas propiedades, y al final de la guerra se produjo una guerra civil de siete meses; La nación se hundió económicamente durante décadas después. En 1884, una tregua entre Bolivia y Chile le dio a este último el control de toda la costa boliviana (provincia de Antofagasta), con sus industrias de nitrato, cobre y otras industrias minerales; Un tratado en 1904 hizo este arreglo permanente. A cambio, Chile acordó construir un ferrocarril que conecte la capital boliviana de La Paz con el puerto de Arica y garantizó la libertad de tránsito para el comercio boliviano a través de los puertos y el territorio de Chile. Pero Bolivia continuó su intento de salir de su situación sin salida al mar a través de la red del río Paraná-Paraguay hasta la costa atlántica, un esfuerzo que finalmente condujo a la Guerra del Chaco (1932–35) entre Bolivia y Paraguay.

Arturo Prat, uno de los héroes más grandes de esta guerra en Chile, tiene el honor de ser el hombre con más calles chilenas que lleva su nombre: hay 162 comunas en Chile que tienen una calle que lleva su nombre.
En Lima, el Parque de la Reserva fue construido para conmemorar la ocupación de Lima y cuenta con un pequeño museo en el lugar. La mayoría de las personas, sin embargo, van a ver el Circuito Mágico del Agua, un increíble despliegue de 13 fuentes interactivas que no tiene nada que ver con la guerra.

 


PrisioneroEnArgentina.com

Enero 16, 2019


 

De como el “Hannibal” de los Andes liberó a Chile

Share

 

 

Uno de los capítulos más dramáticos en la lucha del siglo XIX por la independencia latinoamericana del gobierno español ocurrió hace 200 años, en enero y febrero de 1817, cuando la liberación de Chile fue ganada por el improbable cruce de las montañas de los Andes por una fuerza de Revolucionarios bajo el mando de José de San Martín, el líder argentino del movimiento de independencia en el sur de América del Sur. Al atravesar unas 300 millas (480 km) de senderos montañosos peligrosamente empinados en unas pocas semanas, el Ejército de los Andes de San Martín ejecutó uno de los ataques más sorprendentes de la historia. Dirigiendo a sus hombres a través de desfiladeros, abismos y pases que a menudo tenían una altura de 10,000 a 12,000 pies (3,000 a 4,000 metros), San Martín y sus tropas obtuvieron una comparación con el cruce de los Alpes cartagineses Hannibal durante la Segunda Guerra Púnica.

Después de obtener la independencia argentina en 1816, San Martín dirigió su atención a la lucha por la independencia de Chile. Para 1813, Chile había establecido su propio Congreso y había redactado una constitución escrita, pero cayó bajo el control del realismo español en 1814. Varios miles de chilenos, incluido el líder militar Bernardo O’Higgins, huyeron a través de los Andes hacia Argentina, con la esperanza de reanudar su lucha más adelante. Esperaron tres años. Durante este tiempo, San Martín, quien había ganado un nombramiento como gobernador intendente de la provincia de Cuyo, comenzó a formar un ejército en su capital, Mendoza, ubicada en una de las rutas clave a través de los Andes. San Martín comenzó con 180 reclutas, que fueron aumentados por 650 tropas enviadas por el gobierno argentino. Para 1816 la fuerza era de al menos 4.000 hombres.

El 18 de enero de 1817, San Martín y su Ejército de los Andes salieron de Mendoza con una bandera bañada por el sol que le había sido presentada por las mujeres de la ciudad. San Martín llevó esa bandera a lo largo de la lucha por la independencia y, en última instancia, fue echado para descansar debajo de ella. Al fingir un cruce a través del paso de Planchon, San Martín engañó al español numéricamente superior (unas 7.600 tropas regulares y 800 milicianos) para dividir sus fuerzas y concentrar su defensa en Talca. Mientras tanto, el Ejército de los Andes retrocedió e hizo el cruce más exigente a través de Putaendo y Cuevas. Unos 5.000 soldados y 10.900 caballos y mulas comenzaron la fuerte subida. Cuando llegaron a Villa Nueva el 7 de febrero, tal vez solo 3,000 tropas y 4,800 caballos y mulas sobrevivieron a la caminata para enfrentarse a las fuerzas realistas que encontraron y rechazaron.

El 12 de febrero en la batalla de Chacabuco, el avance del ejército de San Martín se enfrentó a los 1.500 soldados comandados por el general español Rafael Maroto. San Martín separó sus fuerzas en dos alas bajo O’Higgins y Miguel Estanislao Soler. O’Higgins atacó prematuramente, y la infantería española rechazó su contingente, pero la llegada de las tropas de Soler y la exitosa carga de Granaderos dirigido por San Martín contra la caballería española dio tiempo a las fuerzas de O’Higgins para recuperarse y atacar el flanco español. Los españoles fueron derrotados. El 14 de febrero, los patriotas entraron a Santiago, cuyos ciudadanos saludaron a San Martín como el libertador de Chile y lo eligieron gobernador. Dejó vacante el puesto, que luego fue de O’Higgins. La victoria final de la lucha vendría en Maipú el 5 de abril de 1818.

 


Puente: ApexMail . Knowledge Review . Historians Specs


PrisioneroEnArgentina.com

Octubre 9, 2018


 

La Corte Suprema Chilena dejó en libertad a varios condenados por delitos de “Lesa Humanidad”

Share

 

 

El fallo de la Corte Suprema chilena de liberar a un grupo de militares condenados por violaciones de los derechos humanos en el período del gobierno militar de Augusto Pinochet durante los años de 1973 hasta 1990, resucitó la polémica en Chile por las concesiones a procesados por crímenes de lesa humanidad.

La Corte Suprema concedió el martes la libertad condicional a cinco y ayer a otros dos ex agentes del régimen castrense tras acoger favorablemente sendos recursos de amparo interpuestos por sus abogados.

Augusto Pinochet y Salvador Allende

“Los amparados cumplen con los requisitos legales para acceder a la libertad condicional y no existe impedimento en la legislación internacional para denegar dicho derecho a los condenados por crímenes de lesa humanidad”, alegó el tribunal actuante.

Los favorecidos con el fallo son en su mayoría oficiales en retiro de las Fuerzas Armadas que cumplían sentencias por violaciones de los derechos humanos ocurridas durante los casi 17 años del mandato de Pinochet. Tras la sentencia judicial, los siete militares quedaron en condiciones de dejar el penal de Punta Peuco (ubicado al norte de Santiago de Chile) donde están recluidos y condenados los elementos que pertenecieron a la policía secreta de Pinochet.

Los liberados fueron el exoficial Manuel Antonio Pérez Santillán, quien había sido condenado por el crimen del químico Eugenio Berríos, ocurrido en 1991; y el suboficial retirado de Carabineros Gamaliel Soto, sentenciado a 10 años por el secuestro calificado del médico Eduardo González Galeno en 1974.
Además, recibieron el beneficio los antiguos suboficiales mayores Felipe González Astorga, Hernán Portillo Aranda y José Quintanilla Fernández, quienes habían sido encarcelados, con una condena de 5 años y un día de prisión. Fueron hallados culpables de la detención y tortura de Nizca Báez y la desaparición de su esposo, el estudiante universitario y militante del Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR) Alonso Lazo Rojas, hecho ocurrido en 1975. Fueron puestos en libertad también Emilio de la Mahotiere González y Moisés Retamal Bustos por haber cumplido al menos la mitad de la pena.

La resolución el máximo Tribunal de Justicia fue duramente criticada por organismos defensores de los derechos humanos. “Esta resolución, que es preocupante, es grave, está violando todos los principios y las jurisprudencias de los tribunales penales internacionales sobre beneficios carcelarios a genocidas o criminales de lesa humanidad”, señaló Carmen Hertz, abogada en casos de derechos humanos y diputada del Partido Comunista.

.

Lorena Pizarro

Carmen Hertz

.

En tanto, la presidenta de la Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos (AFDD), Lorena Pizarro, estimó que la decisión pone a la Corte Suprema “al mismo nivel que estuvo durante los años de la dictadura cívico-militar”. La dirigente, que encabezó ayer una protesta en frente de los tribunales, dijo que la organización evalúa recurrir a instancias internacionales.

El dictamen judicial se produce a poco más de un mes de que se cumplan 45 años del golpe militar que derrocó al presidente socialista Salvador Allende el 11 de septiembre de 1973.

 


PrisioneroEnArgentina.com

Agosto 2, 2018


 

CHILE – ESTUDIOS DE REUNIÓN DE INFORMACIÓN

Share

 

Por CARLOS DEL SEÑOR HIDALGO GARZÓN.

 

Atento la desaprensión en materia de Defensa nacional de la Argentina, informaremos en la medida de nuestras posibilidades, todo aquello que los argentinos o no conocen por natural ignorancia o por su desaprensión por su patria, dejan que las cosas caminen según lo sistemas senarquicos, que en principio desde su fundación hasta nuestros días son la vergüenza internacional. Ya que en muchos países en los que alguna vez tuvimos la oportunidad de conocer en materia de Ciencias Políticas y Ciencia Política, la una se imbrica en la otra. Se nos conoce tal como somos – maleducados – soberbios – futboleros nacionalistas, solo del gané gane. Como ocurrió con las malvinas, hasta en el mas miserable de los cafés , se seguía la guerra “maradonianamente” – “Falta de Pudor”, que por ello Europa ha dejado de mirarnos con respeto, par incluirnos en sus planes de obtención de insumos , materias primas y mano de obra e inteligencias razonable. Tal como ocurrió salvando las distancias con von Braun, fue hábilmente c”capturado para los fines aliados – es decir de la sinarquia internacional- es decir el solo enunciar – SINARQUIA, ya estamos en presencia de sumatorias de Poderosos con la suma del Poder Internacional. Ya que para ellos valiéndose de las kakistatocracias vernáculas , los despotismos desilustrados , el populismo , los pseudo nacionalismos y pseudo liberalismos , todo en degeneración demagogica, sobre un pueblo que “se las sabe todas” y va camino o quizás de una forma muy hábil ya es colonia. Pero como siempre – la culpa la tienen los otros. Pero “los otros los imperialistas”aunque a mansalva y con actos desalmados, construyeron sus imperios y se dan por bien ganados. Como demuestro en las apreciaciones de inteligencia que adjunto. La Argentina es un país – lo digo con dolor – despreocupado por sus bienes…total, Dios es Argentino…!!

Lo que acompaño – lo vi y lo viví. 

Loader Loading...
EAD Logo Taking too long?
Reload Reload document
| Open Open in new tab

Download [178.84 KB]

Loader Loading...
EAD Logo Taking too long?
Reload Reload document
| Open Open in new tab

Download [273.65 KB]

Loader Loading...
EAD Logo Taking too long?
Reload Reload document
| Open Open in new tab

Download [724.88 KB]


PRISIONEROenARGENTINA.com

Mayo 31, 2018

ARGENTINA Y CHILE HERMANADAS

Share

 

 

 Escribe CLAUDIO KUSSMAN.

 

 

TRIBUTO A GUSTAVO MUÑOZ ALBORNOZ

El Penal de Punta Peuco en Chile, es un complejo penitenciario ubicado en la comuna de Til Til, perteneciente al área Metropolitana que fue inaugurado en 1995. Alberga como detenidos a militares y agentes del estado que, en los años 70 durante el gobierno de Augusto Pinochet, lucharon contra el terrorismo que asoló Latinoamérica.

Dicha prisión, se encuentra bajo la administración de Gendarmería de Chile y cuenta con piezas individuales en cuatro módulos —«Alfa», «Beta», «Gamma» y «Delta»—, cada uno con living, cocina y ducha. Cada habitación tiene una cama de 1 y 1/2 plazas y baño con inodoro. Los internos pueden hacer ingreso de electrodomésticos y equipos de radio y televisores. Allí como en Argentina, viven y mueren adultos mayores que en algún momento defendieron su Patria. NUEVA MAYORÍA, una coalición que agrupa partidos de izquierda creada en 2013 y organizaciones de “derechos humanos”, bregan permanentemente por el cierre de esta prisión.  Quieren a sus ocupantes durmiendo en el piso de cárceles donde se alojan a delincuentes jóvenes.

EL CORREDOR DE LA MUERTE

De allí salió en estado de enfermo terminal, GUSTAVO MUÑOZ ALBORNOZ Suboficial de Carabineros, sobre quien pesaba una ilegal y burlona condena de 10 años y un día de prisión. Luego de ser martirizado paseándolo por diferentes hospitales, fue llevado al Hospital DIPRECA (Dirección de Previsión de Carabineros de Chile) donde agonizó y murió, el primero del corriente mes encadenado a la cama que ocupaba. Como ocurre en estos casos de nada valieron las denuncias formuladas ante la CRUZ ROJA y el INSTITUTO NACIONAL DE DERECHOS HUMANO (INDH), por el inhumano encadenamiento de un moribundo. Estos organismos al igual que los políticos y la misma presidente MICHELLE BACHELET, hipócritamente fueron ciegos, sordos y mudos. En Chile la cifra de prisioneros adultos mayores que lucharon contra el terrorismo, fallecidos en cautiverio son 18, mientras que en Argentina ya contabilizamos 435. Tanta similitud en la iniquidad es lo que nos permite hoy afirmar más que nunca, que ambos países son hermanos.

 

EN MEMORIA DE GUSTAVO MUÑOZ ALBORNOZ, SUBOFICIAL (R) DE CARABINEROS DE CHILE, MARTIRIZADO HASTA SU MUERTE. YA ES LIBRE Y NINGUNA CADENA LO VOLVERÁ A SUJETAR. PAZ Y RESIGNACIÓN A SUS SERES QUERIDOS.

 

 

 


 


SIMILITUDES ARGENTINAS

http://www.ar.dev3.greymatter.one/la-muerte-y-los-derechos-humanos

http://www.ar.dev3.greymatter.one/en-la-colonia-penitenciaria

http://www.ar.dev3.greymatter.one/habeas-corpus

http://www.ar.dev3.greymatter.one/el-corredor-de-la-muerte

http://www.ar.dev3.greymatter.one/roberto-ramn-bustos

 


Claudio Kussman

Comisario Mayor (R)

Policía de la Provincia de Buenos Aires

Argentina

Marzo 02, 2018

 

 

 

“Busqué mi alma y mi alma no pude ver.

Busqué a mi Dios y mi Dios me eludió.

Busqué a mi hermano y encontré a los tres”.

Elisabeth Kübler-Ross (1926-2004)

 


Colaboración: ANDREA PALOMAS ALARCÓN.


PrisioneroEnArgentina.com

Marzo 2. 2018